Menú

Chávez y Uribe se reúnen en Caracas para tratar de poner fin al enfrentamiento bilateral

Los presidente de Venezuela y Colombia, Hugo Chávez y Álvaro Uribe, respectivamente, se reúnen para poner punto final a la crisis bilateral derivada de la detención de Rodrigo Granda, considerado el "canciller" de los terroristas de las FARC. La crisis por el "caso Granda" quedó aparentemente resuelta el pasado fin de semana tras emitir los gobiernos de ambos países sendos comunicados, pero el conflicto podría desarrollarse a otra escala si los presidentes no llegan a entenderse.

0
LD (EFE) Hugo Chávez y Álvaro Uribe, mandatarios respectivamente de Venezuela y Colombia, sostendrán una reunión "privada" en Caracas, que ha generado expectativas "positivas" en el ambiente político, para poner fin al conflicto diplomático desatado por el llamado "caso Granda".
 
Chávez dijo en un acto de masas en Caracas que su Gobierno dará a Uribe "la bienvenida con afecto y con cariño de hermanos, para aclarar situaciones y luchar por la integración" de los dos países. Por su parte, Uribe ha dado por zanjada la crisis y ha anunciado el inicio de una "nueva etapa" en las relaciones de Venezuela y Colombia, socios en la Comunidad Andina de Naciones (CAN), junto a Bolivia, Ecuador y Perú.
 
El conflicto bilateral estalló hace tres semanas a raíz de la captura, en diciembre pasado, del delegado internacional de los terroristas de las FARC. Chávez denunció que Rodrigo Granda fue secuestrado en Caracas el trece de diciembre, lo que supuso una violación de la soberanía, por lo que retiró a su embajador en Colombia y anunció la suspensión de los acuerdos bilaterales hasta tanto Bogotá no ofreciera una disculpa.
 
Según Caracas, el terrorista colombiano fue secuestrado por cinco militares venezolanos, que permanecen detenidos, en complicidad con dos policías colombianos. Bogotá respondió que Granda fue detenido el quince de diciembre en la ciudad colombiana de Cúcuta, fronteriza con Venezuela, mediante el pago de una recompensa. En medio de ese conflicto, Washington emitió opiniones y criticó la postura de Chávez, lo que Caracas calificó como "otra intromisión grosera de EEUU en asuntos internos venezolanos".

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios