Menú

Insulza evita otra vez hablar sobre Venezuela, ahora de la carrera armamentista de Chavez

Apenas dos semanas después de ser reelegido, Insulza ya comienza a darle la espalda a los problemas que tiene en el continente. El último ha sido la acusación desde varios frentes de la carrera armamentista de Venezuela tras la compra a Rusia y España. Para el chileno, no existe tal situación.

0
Apenas dos  semanas después de ser reelegido, Insulza ya comienza a darle la  espalda a los problemas que tiene en el continente. El último ha sido la  acusación desde varios frentes de la carrera armamentista de Venezuela  tras la compra  a Rusia y España. Para el chileno, no existe tal situación.
José Miguel Insulza, secretario general de la OEA.
Según los últimos cálculos de los expertos en la materia, Venezuela habría gastado ya más de 4.000 millones de dólares (unos 3.000 millones de euros) en armamento procedente de Rusia. La entrega de parte del material se realizó hace sólo unos días cuando Vladimir Putin visitó el país sudamericano para también firmar acuerdos bilaterales que incluyen el desarrollo de energía nuclear.

Sin embargo, esta cifra podría no ser la última que Chávez está dispuesto a pagar ya que el propio primer ministro ruso reveló que Venezuela podría ampliar su poder militar con otra compra por un total de 5.000 millones de dólares (cerca de 4.000 millones de euros). Tras una reunión, Putin señaló que "los pedidos de armamento serán colocados en las mayores empresas del sector militar industrial de Rusia, incluida la planta IzhMash".

Varios países de Latinoamérica han mostrado su preocupación
ante esta nueva carrera armamentista iniciada por Venezuela. Pero Rusia no ha sido el único país al que le ha comprado material bélico ya que hace sólo algunos días recibió un buque militar de fabricación española. De hecho, esto generó palabras de agradecimiento de Chávez al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, con la posterior felicitación por no ceder "a las presiones de Estados Unidos para que no construyeran esos patrulleros que ya comenzaron a llegar".

Uno de los países más críticos ha sido Perú, que ha presentado ante la OEA un proyecto para la limitación al armamentismo de la región para destinar más recursos a los problemas sociales, un punto que será el tema central de la Asamblea General del organismo que se celebrará en Lima del 6 al 8 de junio. El canciller peruano también criticó la política de Chávez, algo que obviamente provocó la dura respuesta del venezolano. El presidente dijo que José Antonio García Belaunde "está cumpliendo un papel, pitiyanqui, es una pieza del imperio, esto forma parte de algo mayor". Por su parte, el presidente de Colombia, Álvaro Uribe, dijo que "así como creemos que los países debemos cumplir con el deber de enfrentar el terrorismo, también creemos que la carrera armamentista es inmensamente dañina", en clara referencia a la adquisición de armas por parte de su vecino.


Pero para el recién reelegido secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, nada parece tener mucha importancia, ni siquiera la preocupante compra de armas por parte de Chávez. El chileno sólo dijo que "hay que ser objetivo, en América Latina las compras son muy inferiores a otras regiones" y agregó: "Yo no creo que haya una carrera armamentista en la región". Así, Insulza vuelve a evitar cualquier declaración en contra del Gobierno de Hugo Chávez.

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 2 comentarios guardados

    Servicios