Menú

Israel se opone al despliegue de una fuerza internacional de estabilización en el Líbano

El Gobierno del primer ministro de Israel, Ehud Olmert, se opone al establecimiento de una nueva fuerza internacional "de estabilización" en el sur del Líbano. La propuesta fue lanzada por el secretario general de la ONU, Kofi Annan, y el primer ministro del Reino Unido, Tony Blair. En opinión de las autoridades israelíes, las tropas extranjeras no ayudarían a resolver la situación. En cambio, ha pedido que el grupo terrorista Hezbolá sea desarmado y que las fuerzas libanesas controlen la frontera.

0
LD (EFE) Tras una reunión con el primer ministro británico, Tony Blair, el secretario general de la ONU, Kofi Annan, señaló que propondrá a los miembros del Consejo de Seguridad un plan para enviar una fuerza internacional de estabilización en el Líbano una vez que concluyan las hostilidades. Annan dijo que "vamos a avanzar rápidamente" en el Consejo de Seguridad, afirmó.
 
Desde la cumbre de San Petersburgo, Annan señaló que "varios países son miembros clave del Consejo de Seguridad, espero que trabajen con nosotros para lograr un conjunto de medidas". Los dirigentes de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad (EEUU, Rusia, China, Francia y el Reino Unido) asisten a la reunión entre los líderes del G-8 y cinco países en desarrollo.
 
Annan explicó que las medidas incluirían el requerimiento para la liberación de los soldados israelíes, capturados y la liberación de dirigentes palestinos arrestados, así como el cese de los ataques militares, y "el seguimiento de esta idea de la fuerza de estabilización".
 
Blair, por su parte, señaló que "el despliegue de fuerzas internacionales" es "la única forma" en que se pueden prevenir los bombardeos del norte de Israel desde el sur del Líbano. En su opinión, por muchos llamamientos al cese de hostilidades que haga la comunidad internacional, "esta violencia no va a parar si no creamos las condiciones para su cese".

Pero, fuentes del Gobierno israelí indicaron que el primer ministro Ehud Olmert considera que el despliegue no ayudará a resolver la situación. En cambio, indicaron que las autoridades de Beirut deben desarmar a los terroristas de Hezbolá y enviar a la frontera a las tropas libanesas.

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios