Menú

Italia celebra la segunda jornada de las elecciones municipales parciales

El reloj marcaba las 15:00 horas de este lunes cuando los colegios electorales italianos cerraban sus puertas en la segunda jornada de elecciones municipales y provinciales parciales. Entre el 27 y 28 de mayo estaban llamados a las urnas diez millones de italianos y se renovaban siete diputaciones provinciales; 856 municipios, entre los que se encuentran 26 capitales de provincia, todas de mediana población. Según un sondeo de Consortium para Sky TG24, la derecha podría haber arrebatado a la coalición de izquierdas de Prodi la alcaldía de Verona y mantendría, además, el Reggio Calabria; las fuerzas de gobierno, por su parte, continuarían en Génova.

0
El reloj marcaba las 15:00 horas de este lunes cuando los colegios electorales italianos cerraban sus puertas en la segunda jornada de elecciones municipales y provinciales parciales. Entre el 27 y 28 de mayo estaban llamados a las urnas diez millones de italianos y se renovaban siete diputaciones provinciales; 856 municipios, entre los que se encuentran 26 capitales de provincia, todas de mediana población. Según un sondeo de Consortium para Sky TG24, la derecha podría haber arrebatado a la coalición de izquierdas de Prodi la alcaldía de Verona y mantendría, además, el Reggio Calabria; las fuerzas de gobierno, por su parte, continuarían en Génova.
Prodi en las elecciones 2006
LD (Agencias) El domingo las cifras auguraban una baja participación, al cierre de los colegios a las 22:00 horas, la afluencia difería en 7 puntos por debajo en las provinciales y 4 en las locales a la registrada en 2002.
 
Según los datos del Ministerio del Interior, en las elecciones provinciales había participado un 40,4 por ciento de los electores, frente al 47,2 por ciento de cinco años antes. En las municipales, la afluencia a las urnas fue del 54,3 por ciento para las municipales, mientras que en 2002, a la hora de cierre de los colegios durante la primera jornada electoral, la participación llegaba al 58,3 por ciento.
 
Debido al amplio número de votantes y la variedad de provincias y municipios convocados hace que estas elecciones parciales sean las más importantes desde que en abril de 2006 la coalición de centroizquierda "La Unión" del primer ministro Romano Prodi llegase al Gobierno de Italia.
 
Los votantes renovarán los consejos provinciales de Ancona, Como, Génova, La Spezia, Varese, Vercelli y Vicenza, mientras que para las municipales votan, entre otras ciudades, Génova, Verona, Parma, Lucca y Reggio Calabria.
 
La oposición de centroderecha, liderada por el ex primer ministro Silvio Berlusconi, planteó estos comicios como una prueba para el Ejecutivo de Prodi, en su opinión, una abultada derrotada debería llevar a elecciones generales anticipadas.
 
Sin embargo, desde el centroizquierda se ha querido evitar la identificación de estas elecciones con unas primarias insistiendo en que se trata de una "prueba local". Con este discruso se capea con anterioridad un posible fracaso en las urnas que salpique al ejecutivo de izquierdas. Pese a estas precauciones, lo cierto, es que un mal resultado electoral dejará en una posición cuando menos incómoda para Prodi.
 
Justo se cumple un año de la renovación de las autoridades municipales Roma, Milán, Turín y Nápoles, entre otras, y el gobierno regional de Sicilia. En aquellos comicios, el centroizquierda mantuvo las alcaldías de Roma, Nápoles y Turín, mientras la derecha conservó Milán y la región de Sicilia

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios