Menú

La delegación internacional en Nigeria advierte que será difícil seguir el sufragio debido a las alteraciones en las papeletas

En un ambiente de tensión, desorganización y en medio de temores de manipulación electoral, Nigeria ha acudido a las urnas en los terceros comicios consecutivos de su historia, marcada por los gobiernos militares desde la independencia en 1960. Aunque, el presidente de la Comisión Electoral Nacional Independiente de Nigeria (CENI), Maurice Iwu, elogiara el desarrollo de los comicios, la verdad es que, cuatro horas después de que comenzaran a abrir las urnas, el jefe de la misión de observación electoral de la Unión Europea, Max van de Berg, calificó de "negativa" su evaluación y denunció como especialmente inquietante el hecho de que las papeletas tenían todas el mismo número de serie, hecho que hará difícil el seguimiento de los sufragios y facilitará el fraude.

0
En un ambiente de tensión, desorganización y en medio de temores de manipulación electoral, Nigeria ha acudido a las urnas en los terceros comicios consecutivos de su historia, marcada por los gobiernos militares desde la independencia en 1960. Aunque, el presidente de la Comisión Electoral Nacional Independiente de Nigeria (CENI), Maurice Iwu, elogiara el desarrollo de los comicios, la verdad es que, cuatro horas después de que comenzaran a abrir las urnas, el jefe de la misión de observación electoral de la Unión Europea, Max van de Berg, calificó de "negativa" su evaluación y denunció como especialmente inquietante el hecho de que las papeletas tenían todas el mismo número de serie, hecho que hará difícil el seguimiento de los sufragios y facilitará el fraude.
"
L D (EFE) El presidente de la Comisión Electoral Nacional Independiente de Nigeria (CENI), Maurice Iwu, elogió el desarrollo de las elecciones presidenciales y legislativas celebradas en el país más poblado de África. "Quiero dar la enhorabuena a todos los nigerianos por expresar su apoyo y su compromiso con la democracia", dijo Iwu en una conferencia de prensa en la capital, Abuya. "Debemos mirar las cosas de forma global y no perder la perspectiva de lo que hemos logrado", dijo.

"Puede que haya habido complicaciones aquí y allá pero en conjunto el país lo ha hecho bien", apuntó Iwu, quien se mostró contrario a generalizar casos concretos de problemas registrados en uno u otro centro electoral.

En un ambiente de tensión, desorganización y en medio de temores de manipulación electoral, Nigeria, que con sus 140 millones de personas es el país más poblado de África, acudió a las urnas en los terceros comicios consecutivos de su historia, marcada por los gobiernos militares desde la independencia en 1960.

Cuatro horas después de que comenzaran a abrir las urnas, el jefe de la misión de observación electoral de la Unión Europea, Max van den Berg, dijo que su evaluación provisional era "claramente negativa" y se mostró "muy preocupado" sobre el desarrollo de la votación.

En declaraciones a Efe en la ciudad central de Kaduna, Van den Berg añadió que el proceso electoral es "muy confuso" y destacó como especialmente inquietante el hecho de que las papeletas para la elección presidencial tenían todas el mismo número de serie, compuesto por varios ceros.
Difícil el seguimiento de los sufragios y facilita el fraude

Este hecho hace hará difícil el seguimiento de los sufragios y facilita el fraude, ya que en caso de que urnas con votos reales fueran sustituidas con otras por otros marcados, sería imposible distinguir unos de otros sin la numeración.

Iwu explicó hoy que la CENI se vio forzada a no incluir números de serie cuando tuvo que encargar, a tres días de la votación, que se reimprimieran en Sudáfrica 65 millones de papeletas presidenciales, después de que el Tribunal Supremo le ordenara el pasado lunes que incluyera a un candidato al que había prohibido la participación y que por tanto no figuraba en la papeleta.

"En tres días imprimimos, transportamos a Nigeria y distribuimos por todo el país 65 millones de papeletas. Fue un milagro", dijo Iwu, quien apuntó que cualquier imprenta hubiera tardado muchos más días en imprimir las papeletas con números de serie.
"Sospechamos que 'el gran hombre' quiere amañar las elecciones"
 
Pero la preocupación sobre la ausencia de números de serie supuso que en ciudades como Kaduna, donde la votación comenzó con más de cuatro horas de retraso, los agentes de los partidos paralizaran la votación. En un centro visitado por Efe en el sur de la ciudad donde debían votar 17.500 personas, la votación estaba parada y los agentes de la CENI esperaban instrucciones de sus superiores. "Estos votos no tienen número de serie", dijo un agente de un partido opositor. "Sospechamos que 'el gran hombre' quiere amañar las elecciones", añadió en referencia al presidente del país, Olusegun Obasanjo.

Los cerca de 61 millones de nigerianos registrados en el censo estaban llamados a votar en los 120.000 centros electorales repartidos por este vasto país, cuya superficie dobla a la de España. El presidente de la CENI apuntó que la votación fue bien en muchas partes del norte y del oeste, resaltó retrasos en el sureste y destacó que, como patrón general, en las zonas urbanas las elecciones empezaron a tiempo, mientras en las áreas rurales se registraron retrasos.

Nigeria tiene las décimas reservas de petróleo del mundo y es el octavo exportador mundial, pero el 70 por ciento de su población vive en la pobreza, según la ONU, y la violencia entre etnias y entre religiones, así como la que se registra en las regiones petrolíferas, amenaza su estabilidad.

Temas

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios