print
PIDE A ESPAÑA QUE TIENDA LA MANO

Marruecos insiste en negociar sobre Ceuta y Melilla para cerrar la crisis con España

La "diplomacia callada" del Gobierno español en sus respectivas crisis internacionales -Marruecos y Venezuela- no parece dar los resultados deseados. Ni enfría los ánimos, ni frena las reivindicaciones. Este lunes, Marruecos insistió en que se "ha pasado una crisis"  y que espera que los "amigos" españoles "nos den la mano". Para negociar sobre Ceuta y Melilla, aclaró después.  Debates en Libertad de LDTV se ocupó ayer de esta crisis.

Noticia publicada el 15-11-2007

(Libertad Digital) Frente a las crisis de Marruecos y Venezuela, el Gobierno socialista ha optado por utilizar lo que él mismo denominó "diplomacia callada" para intentar enfriar los ánimos y reducir sus reivindicaciones. La estrategia, sin embargo, no está dando los resultados que se esperaban. 
 
Este lunes, el ministro de Comunicación y portavoz del Gobierno de Rabat, Jalid Naciri, insistió en el conflicto diplomático abierto entre España y Marruecos a raíz del viaje del Rey Juan Carlos y la Reina Sofía a las ciudades españolas de Ceuta y Melilla.
 
"Hemos pasado una crisis durante las últimas semanas y esperamos que nuestros amigos españoles pongan su mano en la nuestra para superar esta crisis en las mejores condiciones", declaró Naciri después de una reunión con el Ejecutivo, informa Efe.
 
Minutos después, el ministro de Comunicación puso sobre el tapete las reivindicaciones marroquíes sobre la soberanía española. "Nuestros amigos españoles saben que insistimos mucho, enormemente, sobre la necesidad de discutir seriamente del futuro de Ceuta y Melilla".
 
El miércoles, Debates en Libertad analizó la crisis diplomática abierta entre Marruecos y España tras la visita regia y que provocó la llamada a consultas del embajador alauita en Madrid.
 
Romualdo Bermejo, catedrático de Derecho Internacional Público de la Universidad de León, consideró que desde una perspectiva político-jurídica Marruecos con la reinvidicación de territorios españoles está realizando una injerencia sobre los asuntos internos españoles.
 
Naciri, por su parte, no quiso pronunciarse sobre el regreso a Madrid del embajador marroquí, Omar Azziman, llamado a consultas por instrucciones del Rey Mohamed VI antes de la visita de los Reyes de España a Ceuta y Melilla, los pasado 5 y 6 de noviembre.
 
"El retorno del embajador del Reino de Marruecos a España se efectuará según las modalidades que han precedido a la decisión en función de la renovación, que deseamos rápida, de nuestras relaciones bilaterales", declaró el ministro.
 
"El estado de nuestras relaciones es a priori bueno. Ha pasado por una crisis (...), dijo Naciri, quien añadió que espera que "nuestros amigos españoles (...) celebren, por encima de las contingencias coyunturales, la necesidad de poner por delante la preservación de esta amistad, esta cooperación, que es fundamental para la región mediterránea".
 
"Esto supone igualmente que nuestros amigos españoles tengan en consideración nuestros sentimientos, nuestra sensibilidad y nuestras reivindicaciones, que no tienen como objetivo crear dificultades sino que tienen como objeto preservar nuestras relaciones", agregó.



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados