Menú

Olmert y Mubarak no consiguen fijar una fecha para una conferencia de paz en Oriente Medio

El presidente egipcio Hosni Mubarak y el primer ministro israelí, Ehud Olmert, no lograron concretar, tras varias horas de reunión, una fecha para una posible conferencia regional de paz sobre Oriente Medio. La convocatoria de una conferencia que agrupase a palestinos, israelíes y egipcios y jordanos, era una de las principales expectativas de la entrevista que ambos mandatarios mantuvieron este jueves en Sharm al Sheij. Olmert dijo que está dispuesto a sentarse con el presidente palestino Abú Mazen, pero estos planes se ven obstaculizados por los terroristas de Hamas, en el Gobierno palestino.

0
El presidente egipcio Hosni Mubarak y el primer ministro israelí, Ehud Olmert, no lograron concretar, tras varias horas de reunión, una fecha para una posible conferencia regional de paz sobre Oriente Medio. La convocatoria de una conferencia que agrupase a palestinos, israelíes y egipcios y jordanos, era una de las principales expectativas de la entrevista que ambos mandatarios mantuvieron este jueves en Sharm al Sheij. Olmert dijo que está dispuesto a sentarse con el presidente palestino Abú Mazen, pero estos planes se ven obstaculizados por los terroristas de Hamas, en el Gobierno palestino.
Olmert y Mubarak (EFE).
L D (EFE) Mubarak señaló claramente en la rueda de prensa posterior que "la violencia recíproca (tanto de Israel como de los palestinos) no permite la reanudación del proceso de paz".

Por su parte, Olmert dijo que está dispuesto a sentarse con el presidente palestino, Abú Mazen, pero estos planes se ven obstaculizados por personas como Jaled Meshal, uno de los líderes de los terroristas Hamas, que tiene el Gobierno palestino, "que no reconocen el derecho a la existencia de Israel".

Mubarak aprovechó la rueda de prensa para mostrar su "malestar" por la incursión del Ejército israelí en la ciudad de Ramala, donde causó la muerte de cuatro terroristas palestinos.
 
En lo que concierne el intercambio de presos y la liberación del soldado israelí, Guilad Shalit, capturado por los terroristas de Hamas el pasado junio, Olmert ha señalado que "se han conseguido avances", pero evitó dar más detalles. El primer ministro israelí también recordó que en sus conversaciones con Mubarak transmitió la preocupación de su gobierno por el tráfico de armas y dinero a Palestina a través de los puntos fronterizos entre Egipto y Gaza.

El presidente egipcio dijo que su país pone todos los medios para evitar el paso de armas pero recordó que "es imposible sellar la frontera al cien por cien" En cuanto al paso de dinero a través de la frontera egipcia, Mubarak explicó que las leyes egipcias no permiten confiscar el dinero a sus propietarios si éstos lo declaran. Mubarak aprovechó la rueda de prensa para mostrar su "malestar" por la incursión del ejército israelí en la ciudad de Ramala, donde causó la muerte de cuatro personas. Una operación que el primer ministro Ehud Olmert dijo que no estaba preparada con antelación y que responde a la necesidad que tiene Israel para protegerse de los atentados terroristas, aunque pidió disculpas por los daños que la ofensiva pudo causar a las personas inocentes.

Preguntado sobre la oferta siria para alcanzar la paz con Israel, Mubarak dijo comprender los miedos israelíes, pero abogó por romper el estancamiento actual y sondear las opiniones de los responsables sirios.

Esta reunión se produce horas después de la incursión israelí en la ciudad de Ramala, para detener a un terrorista palestino. Además de causar cuatro muertos, al menos 20 residentes de la ciudad resultaron heridos durante los violentos disturbios en la Plaza Manara, en el corazón de la ciudad, situada 16 kilómetros al norte de Jerusalén. De momento no se ha identificado a todos los muertos y se desconoce su filiación, si es que tenían alguna.

Entre los heridos de Ramala se halla Rabi Hamed, de los terroristas de las Brigadas de los Mártires de Al Aksa, dependientes de Al Fatah, al que buscaban los soldados, pero logró huir, dijeron fuentes palestinas. Los efectivos israelíes, que no sufrieron bajas, según fuentes militares, fueron atacados por terroristas  y viandantes con bombas incendiarias y a pedradas, al llegar con sus "jeeps" militares a la zona.

La operación, bajo riesgo de desencadenar disturbios como los ocurridos y efectuada en contra de una recomendación del Gobierno israelí para evitar este tipo de confrontaciones multitudinarias, fue autorizada por el general Yair Navé, jefe de la región militar central, con jurisdicción en Cisjordania, informó la radio pública.

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios