Menú

Peligra por desnutrición extrema la vida de un periodista cubano encarcelado por Castro

El periodista cubano José Luis García Paneque, encarcelado en la isla desde hace dos años, está "en peligro de muerte", alertó este viernes Reporteros Sin Fronteras (RSF). García Paneque, de 39 años y director de la agencia independiente "Libertad" que cumple una pena de 24 años de cárcel, se encuentra "en un estado de desnutrición extrema" y "no sobrevivirá si sigue en la cárcel", donde "no recibe ni los cuidados ni la alimentación que necesita". Hace pocos días Sabina, Saramago y otros artistas y escritores publicaban en El País un manifiesto alabando a Castro y a su régimen. 

0
El dictador Fidel Castro.

L D (EFE) El disidente "pesa 40 kilos menos que cuando lo encarcelaron" pues "desde hace quince meses sufre de diarreas que no han sido tratadas", explica su esposa, Yamilé Llanes, en la nota, en la que destaca que "presenta un síntoma de mala absorción intestinal que afecta a todo su pronóstico vital".

"Mantenerle detenido representa ahora para él un peligro mortal", según RSF, que asegura que el estado de salud de García Paneque ha obligado a trasladarle desde la cárcel a diversos hospitales en dos ocasiones. "Pedimos a las autoridades cubanas, con total urgencia, que le pongan en libertad para que reciba el tratamiento adecuado", asegura la organización en un comunicado divulgado en coincidencia con el segundo aniversario de su encarcelamiento.

García Paneque forma parte del llamado "Grupo de los 75", disidentes condenados a penas de hasta 28 años de cárcel en la primavera de 2003, acusados de “conspirar con Estados Unidos, atentar contra la independencia del Estado y socavar los principios de la revolución”. La dictadura cubana ha excarcelado a catorce de estos disidentes por motivos de salud, entre ellos, al poeta Raúl Rivero y a la opositora Martha Beatriz Roque, la única mujer condenada en los procesos de 2003.
 
Esposas y madres de presos ayunan por su liberación
 
Disidentes, esposas y madres de presos siguen este viernes una jornada de ayuno y oración en demanda de la libertad de los opositores cubanos que siguen en prisión, en el segundo aniversario del inicio de la llamada "primavera negra". Más de treinta esposas de presos y varios disidentes excarcelados recientemente se reunieron  en una vivienda de La Habana para pedir su libertad, en la primera de tres jornadas de actos en conmemoración del inicio de las detenciones que derivaron en severas condenas para 75 opositores en la primavera de 2003.

El ayuno fue seguido también por varios de los 61 disidentes del "Grupo de los 75" que siguen en prisión, como los cuatro que se encuentran en la cárcel de Guanajay, dijo a la agencia Efe José Ubaldo Izquierdo, periodista independiente del Grupo Decoro, condenado a 16 años."Estamos los cuatro en ayuno y oración y no hemos recibido ningún trato diferente hoy", explicó Ubaldo Izquierdo, en una conversación telefónica desde la prisión. El opositor, que denunció que "la represión en la prisión ha aumentado últimamente, con limitaciones a las visitas", se mostró pesimista sobre una posible liberación en breve. "No tengo esperanza de que nos liberen pronto porque esto es una dictadura", señaló Ubaldo Izquierdo, para quien la Unión Europea ha "capitulado" ante el dictador cubano, Fidel Castro. No obstante, "no nos sentimos desamparados porque nos apoya el exilio y la comunidad democrática internacional", apuntó Ubaldo Izquierdo, quien agradeció la movilización de las "Damas de Blanco", que "nos reconfortan con creces".

Algunas de las mujeres que acudieron este viernes al ayuno, como Bárbara Marisa Robo, esposa de Omar Moisés Ruiz, condenado a 18 años, y Gisela Sánchez, la mujer de Antonio Díaz, sentenciado a 20 años, denunciaron que han recibido la visita de agentes de la Seguridad del Estado que trataron de persuadirles para que no acudieran a la convocatoria. Las "Damas de Blanco", esposas de los opositores que vestidas de blanco reclaman su liberación desde hace dos años, son un fenómeno "único" que empieza a inquietar a la dictadura, según Robo, que no encuentra otra razón que explique las "presiones" recibidas para que no fuera este viernes a casa de Laura Pollán, esposa de Héctor Maseda –condenado a 20 años–, donde se celebró el ayuno.
"Ayer me visitaron agentes de la Seguridad del Estado que me dijeron que eso podía perjudicar a mi esposo. Toman represalias contra ellos porque en Cuba hay violación de Derechos Humanos", dijo Robo. Sánchez explicó, por su parte, que los agentes que la visitaron "me amenazaron para que no viniera a lo que ellos llamaron actividad contra-revolucionaria"."Tengo miedo porque tengo dos hijas y porque ellos son los dueños de todo y no podemos pedir apoyo a ninguna parte", lamentó.

Para Laura Pollán, estas advertencias y las visitas a las cárceles concedidas este viernes a varias de las esposas más activas entre las "Damas de Blanco", pretenden limitar la participación en estos actos "que no son contra-revolucionarios porque no hacemos nada contra la revolución, son actos pacíficos", puntualizó. A casa de Pollán acudieron, entre otros, los disidentes recientemente excarcelados Manuel Vázquez Portal, Orlando Fundora, Miguel Valdés, Margarito Broche y Roberto de Miranda, parte de los 14 opositores del "Grupo de los 75" excarcelados por motivos de salud.
 


 

Temas

En Internacional

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Un micrófono abierto desvela la opinión de Belén Esteban sobre Vox
    2. Arrimadas echa un jarro de agua fría al optimismo de PP y Vox en Madrid y Murcia
    3. La prensa de un vistazo: Objetivo: "Romperles las piernas a Iglesias y Rivera"
    4. El hombre que denunció a Montoro y a Montero ante Bruselas (y les está ganando)
    5. La circunstancia por la que el padre de Malú le daría "un guantazo" a Albert Rivera
    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco