Menú

Zapatero oculta que Marruecos le ha vuelto a pedir Ceuta y Melilla

El presidente del Gobierno ha querido ocultar el contenido de su conversación con el primer ministro marroquí sobre Ceuta y Melilla y ha eludido reivindicar la españolidad de las dos ciudades autónomas pese a ser preguntado reiteradamente por el asunto. Sin embargo, Abbas el Fassi ha declarado a una televisión marroquí que sí ha reivindicado ante Zapatero "el derecho" de Marruecos a "recuperar" Ceuta y Melilla.

0
El presidente del Gobierno ha querido ocultar el contenido de su conversación con el primer ministro marroquí sobre Ceuta y Melilla y ha eludido reivindicar la españolidad de las dos ciudades autónomas pese a ser preguntado reiteradamente por el asunto. Sin embargo, Abbas el Fassi ha declarado a una televisión marroquí que sí ha reivindicado ante Zapatero "el derecho" de Marruecos a "recuperar" Ceuta y Melilla.
"

(Libertad Digital)  El primer ministro marroquí, Abbas el Fassi, afirmó este viernes haber reivindicado ante el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, el "derecho" de Marruecos a "recuperar" Ceuta y Melilla porque así lo siente, dijo, "cada marroquí y el rey" Mohammed VI.  No obstante, estas declaraciones sólo las efectuó a la cadena de la televisión pública marroquí M2, porque, cuando la prensa española le preguntó en rueda de prensa conjunta con Zapatero si le había pedido abrir el diálogo sobre las ciudades autónomas, eludió responder y se limitó a subrayar que el viaje de Zapatero había sido una "visita de amistad" en la que, al no existir un orden del día en la agenda, cada uno había sacado los temas que consideró oportuno.

El Gobierno español informó previamente de que El Fassi sacó durante la entrevista con Zapatero la cuestión de Ceuta y Melilla sin referirse a la visita que los Reyes hicieron a las dos ciudades autónomas en noviembre pasado y que motivó la llamada a consultas del embajador marroquí en Madrid, Omar Azziman.  El Ejecutivo español, según fuentes diplomáticas, respondió a El Fassi que comprende esta reivindicación del Gobierno y la sociedad marroquí, al tiempo que pidió que entienda que, como recoge la Constitución española, Ceuta y Melilla son territorios españoles.  Sin embargo, el presidente del Gobierno ha eludido reivindicar la españolidad de las ciudades autónomas en público y en alto. Al contrario, ha contestado con evasivas todas las preguntas, que han sido muchas, que se le han hecho sobre este asunto. "No hay ninguna novedad en el diálogo fructífero" entre los dos países, ha dicho el jefe del Gobierno español a las preguntas de la prensa.
 
Según El Fassi, la reivindicación marroquí sobre las dos ciudades españolas en el norte de Africa no debe suponer un "obstáculo" para seguir avanzando en la profundización de las relaciones bilaterales.

Se trata de la primera visita de Zapatero desde que saliera reelegido el pasado 9 de marzo. Y la primera, también, desde el congelamiento de las relaciones bilaterales a raíz del enojo de Mohamed VI por la visita de los Reyes de España a las Comunidades Autónomas del Norte de África, Ceuta y Melilla. La monarquía alauita interpretó el viaje regio como una provocación por parte de las autoridades españolas, lo que supone una clara injerencia en los asuntos internos de nuestro país.

Aún así, el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero se afanó por superar la crisis y con este objetivo envió por medio del ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, una carta al rey Mohamed VI, cuyo contenido nunca se ha revelado. Pese al silencio del Ejecutivo en relación a esta misteriosa misiva, en este tiempo informaciones solventes han asegurado que en ella se ponía sobre la mesa el dosier de Ceuta y Melilla que, básicamente, se trata de una negociación en torno a la co-soberanía, española y marroquí, de los dos territorios nacionales.

Zapatero anunció que entre los asuntos que le han llevado a Marruecos está fomentar el estudio de "nuestra lengua" en el país vecino incrementando el número de centros del Instituto Cervantes. Paradójicamente, mientras los socialistas colaboran activamente en barrer el español en comunidades autónomas como Cataluña, País Vasco y Galicia, el presidente del Gobierno pretende ampliar el número de escuelas en Marruecos para aprender "nuestra lengua" en el país vecino.
 
Sí se trató profusamente el tema de la inmigración. El primer ministro marroquí dijo que Marruecos "siempre ha alentado el retorno y nunca ha alentado situaciones irregulares" y que lucha contra la emigración clandestina. "Siempre les he dicho a mis compatriotas que respeten la ley del país donde estén ubicados", señaló y afirmó que el Ministerio de la Vivienda marroquí tien un cupo de casas destinadas a los marroquíes para animarles a "volver a la madre patria". "Marruecos no es exportador de inmigrantes. Recibimos emigrantes del África subsahariana y nuestras relaciones son respetar su dignidad, son hermanos africanos. Hacemos un esfuerzo y sacrificios materiales para reducir el flujo de inmigración, España lo reconoce y la UE lo reconoce", dijo y dio las gracias al Gobierno de Zapatero "porque hace un año ha regularizado millares de personas que estaban en situación irregular".
 
Rodríguez Zapatero confirmó que "hemos estado hablando del control de la inmigración", y afirmó que en 2007 y 2008 éste ha sido "muy fuerte". Puso de manifiesto que las mafias organizadas abren constantemente nuevas rutas "que hay ir nuevamente fortaleciendo su control". Dijo que Marruecos tiene un "comportamiento de colaboración intensa contra la inmigración ilegal".
 
En la rueda de prensa, El Fassi dio las gracias a la prensa que se había desplazado a Uxda para esta visita y especialmente a aquella "que milita" por la amistad entre los dos países.
 
Zapatero ha viajado por cuarta vez consecutiva a Marruecos –mientras sigue sin visitar Estados Unidos- para subrayar que “España tiene una relación preferente” con el vecino del sur.

 

 

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios