Menú

El Gobierno y CNI, bajo la tutela de Soraya

Rajoy defiende su Gobierno "competente" mientras Soraya toma las riendas. Será, en la práctica, la jefa del gabinete. Un ejemplo de su poder: el CNI.

0
Rajoy defiende su Gobierno "competente" mientras Soraya toma las riendas. Será, en la práctica, la jefa del gabinete. Un ejemplo de su poder: el CNI.
El juramento de los ministros

Es la única vicepresidenta del Gobierno, portavoz del mismo y ministra de Presidencia, pero no pudo evitar emocionarse. No se lo volverá a consentir, marca de la casa de una mujer fuerte y trabajadora, pero en su puesta de largo se permitió la licencia de ser como cualquier persona a la que le brillan los ojos ante el reto más importante de su vida.

Entra en el Ejecutivo "con la mayor ilusión, ganas y humildad", y receta tanto para ella como para su equipo "trabajo, tesón", sin olvidar “lealtad, también en la crítica”. Soraya Sáenz de Santamaría ya es la jefa del gabinete, con permiso del presidente, que allí estuvo para arroparla.

En uno de los cuatro edificios del recinto presidencial, el dedicado en exclusiva a la Vicepresidencia, Sáenz de Santamaría dejó claro su alineación total con Mariano Rajoy, de quien recordó uno de "los mejores consejos que ha recibido en política: el sentido del deber común y de la deportividad".

"Procuraré llevar a cabo esta tarea en el mejor de los ambientes", afirmó, ante un abarrotado salón, en el que no faltaron hasta cinco ministros del nuevo Ejecutivo, María Dolores de Cospedal pero, sobretodo, funcionarios de la casa. Y, a estos últimos, se refirió principalmente: "De nosotros depende el futuro de mucha gente", por lo que “pediré al conjunto de mis colaboradores diálogo y moderación”, pues -se encargó de incidir- la relación con las Cortes Generales depende de ellos.

Según las fuentes consultadas, de esta responsabilidad se encargará José Luis Ayllón, quien fuera su mano derecha precisamente en el Congreso. "Del contraste de razones siempre vienen las mejores relaciones. Aspiramos a hacer una tarea coordinada de Gobierno en la que todos tenemos una misma tarea: la lucha contra el desempleo", sentenció Sáenz de Santamaría.

Como portavoz del Ejecutivo, se comprometió ante los ciudadanos a trasladar un diagnóstico "sincero de la hondura de la crisis", pero también pretende hacer "cómplices" a los españoles de las recetas para ver la luz al final del túnel.

Escuchándola, dándole su plácet, el nuevo presidente. Su confianza en ella es ciega; de hecho, lo es desde hace años. Le ofreció la difícil tarea de dirigir el Grupo Popular y acabó comiéndose a los vicepresidentes socialistas. Las fuentes consultadas aseguran que le dejará hacer, que si lo hace "la mitad de bien" que en el Congreso no tendrá "de qué preocuparse".

El peso de Sáenz de Santamaría tiene otro ejemplo más: el Centro Nacional de Inteligencia (CNI), adscrito hasta ahora al Ministerio de Defensa, pasa a depender del Ministerio de Presidencia, tal y como dispone la disposición adicional segunda del Real Decreto de reestructuración de los departamentos ministeriales.

Un trabajo "duro y difícil", admitió, en conversación informal, el propio Rajoy, ya en clave general. El presidente advirtió que no se pueden esperar "medidas gordas" en su primer Consejo de Ministros, que estará más dedicado a nombramientos, como el de Jorge Moragas, que previsiblemente será jefe de gabinete y secretario general de presidencia. También el de Carmen Martínez Castro, como secretaria de Estado de Comunicación.

"He intentado diseñar un gobierno competente", recalcó Rajoy, mientras su entorno incidía en el perfil currante del mismo, con cargos con un currículum que en mucho dista de algunos cargos de los gabinetes de José Luis Rodríguez Zapatero.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 9 comentarios guardados

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation