print
COMIENZAN A RECLAMARSE OTRAS CANDIDATURAS

Las novedades de Rajoy paralizan al PP: silencio ante la crisis económica y el escándalo de Mondragón

El equipo de Soraya Sáenz de Santamaría ha preferido dedicar este miércoles a contestar a los clamores internos que a denunciar los escándalos económicos y políticos que marcaron la jornada. La oposición ha estado desaparecida ante el peor dato de afiliación a la Seguridad Social que se registra en España desde la crisis de 1994. Tampoco se ha hecho escuchar la cúpula del partido que preside Rajoy ante los pactos del PSOE con el PNV pese a lo sucedido en Mondragón. Dieron la cara Lamarain, Abascal y Otaola. Los críticos del PP empiezan a reclamar –de momento, eso sí, sólo en los pasillos– una candidatura alternativa para el Congreso de junio. El Gobierno en funciones avanza con escasa resistencia.


Noticia publicada el 02-04-2008

(Libertad Digital) El Partido Popular, inmerso en la crisis abierta por lo que se conoce de su nuevo equipo, ha dejado escapar dos asuntos políticos de enorme importancia. El primero es un dato económico histórico: la afiliación a la Seguridad Social ha registrado su peor dato desde el año 1994, cuando España sufría los efectos de la recesión económica. El segundo, el caso Mondragón, marcado por los pactos entre PSOE y PNV.
 
Ante el escándalo económico resulta complicado encontrar una reacción, la de Miguel Arias Cañete, que se ha centrado más en los datos del paro que en la cruda realidad de la afiliación a la Seguridad Social. En condiciones normales, una simple consulta a las tablas que reflejan la evolución de afiliación habría permitido a la oposición presentar batalla y poner encima de la mesa la grave situación de nuestra economía nacional. Libertad Digital mostró la brecha que nos acerca por primera vez en este parámetro a los peores tiempos del felipismo.
 
En cuanto al escándalo político en que se ha convertido el pacto del PSOE con el PNV, la reacción del PP ha llegado, de forma espontánea, por boca de Santiago Abascal, Itziar Lamarain y Regina Otaola. Los socialistas reprocharon a los nacionalistas vascos su decisión de no apoyar la moción de censura en Mondragón para desalojar a la alcaldesa de ANV, que se niega a condenar el asesinato del socialista Isaías Carrasco. Blanco dijo que "se habían comprometido" con él a apoyarla. Alonso, que tendrá "consecuencias serias". Mientras, el Gobierno vasco recuerda que fue La Moncloa quien permitió a ANV estar en las elecciones y hacerse con el poder. El martes, sin embargo, pese a que ya se conocía la decisión del PNV, el PSOE no tuvo reparos en pactar con los peneuvistas en el Congreso y el Senado.
 
El asunto es de un calado suficiente como para precisar de una rueda de prensa protagonizada por algún peso pesado del partido o, dada su dimensión parlamentaria, por el nuevo equipo que dirige Soraya Sáenz de Santamaría. Sin embargo, han sido los que sufren directamente este tipo de componendas y representaciones teatrales entre socialistas y nacionalistas los que han puesto el grito en el cielo.
 
La práctica desaparición del PP como partido de la oposición en estos días se convierte en el primer aviso serio tras la nueva estrategia de Mariano Rajoy esbozada en la pasada Junta Directiva Nacional. Fuentes del partido consultadas por Libertad Digital lamentan que el nuevo grupo dirigente reduzca su interpretación de las críticas a envidias o “ambiciones personales” de los que se han quedado fuera. Dichas fuentes hacen hincapié en que no es una cuestión de estar dentro de las “primera filas”, sino de una ausencia de “estrategia política” tras las elecciones del 9 de marzo. De hecho, desde el pasado martes, se empieza a perder la timidez y a "escucharse quejas en voz alta" sobre la necesidad de presentar candidaturas alternativas.
 
La nueva portavoz parlamentaria hizo este miércoles declaraciones al programa de Antena 3 Espejo Público y a Hora 25 de la Cadena SER. En ambas redujo a "comentarios de pasillo" las quejas de los populares que no están de acuerdo con la renovación propuesta. Añadió que sólo hará caso a las que sean "serias" y no "a los chascarrillos" y que no le preocupa "si hay recelos y envidias". Soraya aseguró que dará "a todos los diputados el papel y el protagonismo que ellos mismos quieran ganarse con su trabajo. No voy a prescindir de nadie del PP, el PP no puede prescindir de nadie".
 
De momento, el efecto de la política de partido de Rajoy y el nombramiento del equipo de Soraya sólo ha generado un mar de rumores sobre futuros movimientos. Si lo sabría el líder del PP que lo avisó cuando anuncio que seguiría hasta el Congreso de junio: “No hagan caso a los rumores, que habrá muchos”.
 



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados