Menú

Leguina augura a España un futuro de "sangre, sudor y lágrimas"

Para Joaquín Leguina, lo de las lenguas en el Senado es una "bajada de pantalones" y la ley antitabaco le parece una "ley talibán".

0

Con motivo de la publicación de su libro-alegato contra el sectarismo, El duelo y la revancha, editado por La Esfera, Joaquín Leguina ha respondido a las preguntas de los lectores de elmundo.es.

Dice huir "del sectarismo como de la peste" y ha contestado a las preguntas de los lectores, sobre temas variados de política nacional, la Guerra Civil, la sucesión de Zapatero... y augura a nuestro país "una reconversión muy fuerte, que va a traer consigo sangre, sudor y lágrimas".

También ha explicado porqué se decidió a escribir este libro: "Mi libro se inició con un artículo que publiqué en El País que se titulaba "Enterrar a los muertos". Recibí por ello una descarga del séptimo de caballería que son los antifranquistas sobrevenidos, es decir, aquellos que sin hacer nada contra Franco cuando éste estaba vivo se han puesto las botas contra él cuando yace debajo de una lápida que pesa dos toneladas".

En su libro ha tratado largo y tendido sobre la polémica suscitada con la Ley de Memoria Histórica y el apoyo dado por los socialistas al juez Garzón. En el chat de hoy comenta que "el complejo mediático del Nuevo Socialismo tiene su expresión más acabada en la falta de memoria y en el oportunismo. Eso es lo que le ha llevado a apostar por Garzón".

Leguina no ha eludido dar su opinión sobre temas de actualidad, como la utilización de pinganillos en el Senado por el uso de las distintas lenguas autonómicas. "No me preocupa tanto el gasto sino la bajada de pantalones: me explico, lo que han conseguido los nacionalistas es convertir al Senado en una cámara ‘multinacional’. Ése era el objetivo".

También ha opinado sobre la Ley antifumadores de la que ha dicho que "tiene toda la pinta del santo oficio. Y aunque a mí no me afecte porque no fumo, me parece que es una ley talibán. Y desgraciadamente toda Europa está en el mismo rollo".

Las críticas a Zapatero y al PSOE actual han estado presentes en la charla con los internautas de elmundo.es. Critica, sobre todo, el bajo nivel de los miembros del Gobierno. "Creo que el PSOE tiene que recuperar valores tan constitucionales como el siguiente: los cargos se han de elegir con dos criterios: mérito y capacidad", señala. Y a otra pregunta responde: "O cambiamos el sistema de selección de personal o desaparecemos". En su opinión "el PSOE ha incrementado las perversiones que ya tenía. Y la culpa, por ejemplo, de que muchos de los nuevos dirigentes no tengan un currículum presentable no la tienen ellos, la tenemos nosotros, que tendríamos que haberlo impedido. Me temo que Rodríguez Zapatero no pasará a la Historia como el presidente del Gobierno más coherente. Deducir el resto de las respuestas se lo dejo a su inteligencia."

Piensa que lo más lógico es que Alfredo Pérez Rubalcaba sea el sucesor de Zapatero, del que dice que "ha hecho una política marxista, pero de Groucho. Ya sabe usted. Groucho en una película le dice a otro personaje, mostrándole unos papeles: Estos son mis principios, pero si no le gustan, tengo otros".

Pese a su mala opinión sobre el Gobierno socialista, no va a votar al PP, partido que, por otra parte no necesita su voto "para ganar las elecciones".

En España

    0
    comentarios
    Acceda a los 15 comentarios guardados

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD