Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

El "azote" del Gobierno es un "placer" para De la Vega

Mucho humor en la entrega de premios que concede una asociación de periodistas parlamentarios a los diputados. El más llamativo, por inverosímil, fue el de "azote" del Gobierno para Soraya. Más aún, cuando De la Vega confesó que los debates con la portavoz del PP son un "placer" y le "relajan".  

0
Soraya, "azote del Gobierno".

L D (EFE) La aspciación que agrupa a la mayoría de los periodistas parlamentarios han concedido el premio al "mejor orador" de 2008 al portavoz del PNV en el Congreso, Josu Erkoreka, en tanto que la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega y la portavoz del PP, Soraya Sáenz de Santamaría, se han hecho con los "azotes" a la oposición y Gobierno. Si Soraya es el "azote del Gobierno"...

Viendo estos premios, no es de extrañar que Rosa Díez –que para esta asociación de periodistas parlamentarios no merece mención alguna–dijese hace dos día que "el Congreso se parece a cualquier cosa menos a un Parlamento".

Los galardones fueron entregados anoche en una gala celebrada en un hotel de Madrid, que los premiados transformaron en un acto reivindicativo del trabajo de diputados y senadores–mientras los Plenos día sí y día también están vacíos– hasta el punto de que Erkoreka dijo que aquello parecía el "Día internacional del diputado trabajador".

La Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP) ha repartido equitativamente sus distinciones anuales entre las principales fuerzas políticas: el PSOE se lleva tres, al igual que el PP y CiU, mientras que PNV, IU y ERC, tienen un premio cada uno.

El portavoz socialista, José Antonio Alonso, ha sido distinguido con el "castigo para la prensa", por lo que anoche hizo "propósito de enmienda" al agradecer el gesto de los periodistas.

En el lado opuesto, el secretario general del grupo popular, José Luis Ayllón, ha sido merecedor del "Luis Carandell a la mejor relación con la prensa", y el diputado de IU, Gaspar Llamazares, al premio del "parlamentario más activo".

Llamazares fue el primero que al recoger la estatuilla -la cabeza de un león de las Cortes- se afanó en remarcar que los diputados sí trabajan, "los de derechas y los de izquierdas".

Los periodistas han considerado al portavoz de ERC, Joan Ridao, merecedor del premio al "diputado revelación". Él aprovechó la ocasión para confesarse culpable de las polémicas más notorias de su partido, desde la redacción de los discursos de Joan Tardá hasta la adquisición del bañador usado por Joan Puig en su "asalto" a la piscina mallorquina de Pedro J. Ramírez.

"Fui yo quien lanzó el zapatazo contra Bush. La prueba de que fue alguien de ERC es que fallé", añadió con un humor, que quizá no haga mucha gracia a quienes padecen y han padecido en Cataluña los modos totalitarios de este partido.

Los otros galardonados fueron el diputado Manuel Pizarro (PP) por "desconocido en el Parlamento"; los senadores Jordi Vilajoana (CiU), y Carmela Silva (PSOE) "senador del año" y "senadora revelación", respectivamente, y el parlamentario europeo Ignasi Guardans, conocido por ser el primero que arremetió contra Esperanza Aguirre tras los atentados de Bombay, como "eurodiputado del año".

También se premió la "pregunta del millón" de la diputada de CiU Concepció Tarruella, que pidió explicaciones por escrito al Gobierno por las pintorescas vicisitudes que atraviesan los ciudadanos cuando acuden a los servicios telefónicos de atención al cliente.

Un año más, en la entrega de premios hubo risas y desenfado, y sirvió para que Soraya Sáenz de Santamaría confesara públicamente que se divierte con su trabajo y para que De la Vega reconociera que considera un "placer" pelearse dialécticamente todos los miércoles con la portavoz del PP, una práctica que a ella le "relaja". Curioso, el "azote" del Gobierno produce "placer" al Ejecutivo.

En la gala, los políticos -entre ellos varios ministros- y periodistas asistieron estoicamente a la interpretación de la canción "Nos necesitamos", interpretada por el redactor jefe de Política de la Agencia Efe, José Miguel Blanco, a dúo con el secretario de Estado para la Unión Europea, Diego López Garrido.

El presidente de las Cortes, José Bono, se atrevió a tratar con humor la polémica por la frustrada placa a la monja Santa Maravillas, al admitir que había resbalado "en una placa" y lamentar no haber podido cambiar el nombre de la Carrera de San Jerónimo, donde se encuentra el Congreso, por el de "Carrera de Don Jerónimo".

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. La corbata del Rey escandaliza a los separatistas
    2. La izquierda estalla contra Loquillo: "Me importa un pepino que un rapero entre en la cárcel"
    3. Federico Jiménez Losantos: 'ETA se disuelve porque ya no hace falta'
    4. Los gráficos que destapan las vergüenzas de la educación pública en España
    5. Luis Herrero: 'La estafa tiene un precio'
    0
    comentarios

    Servicios