Menú

Manjón dice que la Comunidad de Madrid ha excluido "sin motivo" a su asociación de las subvenciones

La presidenta de la Asociación 11-M Afectados de Terrorismo, Pilar Manjón, denunció este martes, en declaraciones a Europa Press, el modo en que la Comunidad de Madrid ha incluido a dos asociaciones de víctimas en el capítulo de subvenciones de sus presupuestos para 2006. Según Manjón, su Asociación no ha tenido ninguna opción a acceder a esas subvenciones, que considera se han concedido de forma "secreta".

0
L D (Europa Press) Los datos recogidos en los Presupuestos de la CAM para 2006, que obran en poder de la Asociación 11-M, señalan que la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) recibirá 143.755 euros y que a la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M le serán asignados 240.404 euros. En este sentido, Manjón reclamó que esas ayudas se concedan en razón a "la igualdad, el mérito y la capacidad". El Alto Comisionado de Apoyo a las Víctimas del Terrorismo, Gregorio Peces-Barba, respondió a la acusación de un senador del PP respecto a que creaba "cierta división" en las víctimas, señalando que era la presidenta de la Comunidad de Madrid la que marginaba sin motivo a la asociación de Manjón. "Han sido concedidas con carácter nominativo", dijo ésta respecto a las ayudas de la CAM.
 
Manjón recordó que su asociación está personada en dos causas populares por los atentados del 11-M y en más de 800 causas particulares y que "no cobra ni un duro" por todo ese trabajo legal para las víctimas de los atentados de Madrid. A la pregunta de si cree que la CAM les puede haber dejado a la Asociación 11-M fuera de las subvenciones por motivos políticos, Manjón dijo no tener "ni idea" y añadió que su asociación "siempre ha sido suprapartidista y aconfesional" y que a quien ha acudido a integrarla nunca se le ha preguntado "de qué equipo de fútbol era o a qué partido pertenecía".

A la queja del Alto Comisionado de la negativa de las asociaciones para dar cuenta de los miembros que las integran, Manjón dijo que la suya nunca ha tenido problema en trasladar sus números de socios, que ahora superan en poco el millar, tanto relacionados con el 11-M, como con atentados de ETA, GRAPO, el de El Descanso y el cometido en Casablanca en mayo de 2003.

En España

    0
    comentarios