Menú

Mas propone a los nacionalistas un "pacto de sangre" para frenar cambios en la Constitución

La deriva nacionalista continúa en aumento. Si el miércoles la renuncia de Imaz atestiguaba que en el PNV habían ganado las posturas más radicales, este sábado Artur Mas ha instado al BNG y a los nacionalistas vascos a responder con un "pacto de sangre" a un hipotético cambio constitucional que les hiciera perder representación en el Congreso. Y ha lanzado una advertencia al gobierno que salga de los comicios de marzo: si quiere su apoyo, debe "aceptar una parte importante" de sus "reglas de juego".

0
Artur Mas.
LD (EFE) Mas ha hecho esta propuesta en un debate junto al actual presidente del PNV, Josu Jon Imaz, y al portavoz nacional del BNG, Anxo Quintana, en la XVIII Escuela de Verano Ramon Juncosa de CDC.

Aunque Imaz y Quintana se han mostrado partidarios también de la colaboración entre CiU, PNV y BNG pensando en las próximas elecciones generales, no han sido tan explícitos como el presidente de CiU, Artur Mas.

En concreto, Mas ha defendido que los partidos que integran Galeuscat (PNV, CiU y BNG) mejoren "sus esfuerzos de coordinación para tener actitudes conjuntas ante los partidos estatales".

En esta línea, ha propuesto "una posible coordinación de esfuerzos para saber qué mayorías se harán en el Gobierno y quién es el próximo inquilino de la Moncloa".

"Que no se piensen que negocian sólo con unos o sólo con otros. Se trata de que, para llegar a dar apoyo más o menos estable a un futuro Gobierno español, se deba aceptar una parte importante de nuestras reglas del juego, lo que supone el respeto a las naciones que representamos", ha sentenciado Mas.

Y es que, según ha alertado, los nacionalistas vascos, catalanes y gallegos se pueden encontrar en el futuro con que PP y PSOE impulsen juntos una reforma de la Constitución con la finalidad de hacer más homogéneo el Estado.

"Un pacto de sangre que hemos de tener es que si se plantea esa reforma, se negociará conjuntamente", ha comentado Mas en alusión a la unidad de acción entre CiU, PNV y BNG.

Por su parte, el líder del BNG, Anxo Quintana, ha aseverado que CiU, BNG y PNV tendrán "mucho que decidir al respeto de quién ocupa La Moncloa después de las generales", y ha reiterado su apuesta por Galeuscat.

Quintana, Mas e Imaz han intervenido en una mesa redonda que llevaba por título "Galeuscat: una referencia histórica para una nueva oportunidad de futuro".

Durante su intervención, Quintana ha asegurado que la única alternativa al modelo de Estado de PP y PSOE es la que representa Galeuscat y que la próxima legislatura es una nueva oportunidad "para seguir trabajando en la construcción de un Estado plurinacional".

"Tendremos mucho que decir a la hora de decidir el próximo presidente del Gobierno", ha dicho Quintana, que ha culpado al PP de hacer imposible un nuevo Estatuto gallego.

En cualquier caso, ha dicho que la presencia del BNG en el gobierno gallego ha evitado "el retroceso" del autogobierno en Galicia, y ha alertado de que sin el BNG en el ejecutivo "hoy Galicia tendría un estatuto de segunda, y no de nación.

Por su parte, Imaz ha insistido en su apuesta por Galeuscat y ha abogado por la colaboración entre PNV, BNG y CiU en el Congreso y el Senado.

Por su parte, Mas ha opinado también que "además de gustar y convencer", las naciones del Estado deben hacerse "respetar", y ha confiado en que el proyecto político de CiU sea asumido por una mayoría amplia de los catalanes.

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Las dos innovaciones por las que Mercadona ha sido premiada
    2. El sorprendente mensaje de Whatsapp que Toño Sanchís envió por error a Carlota Corredera
    3. El taxi pierde clientes: "Los taxistas nos hemos pegado un tiro en el pie con la huelga"
    4. El Rey respalda a los jueces y envía un contundente mensaje a Torra y los golpistas
    5. La fiscal Madrigal deja en evidencia a Rull: "Leyó la doctrina del TC de Canadá y no la del español"
    0
    comentarios

    Servicios