Menú

Mas reconoce que se reunió dos veces en secreto con Maragall para negociar el Estatuto

El presidente de CiU, Artur Mas, ha reconocido este jueves que la primera semana de septiembre se reunió dos veces en secreto con el presidente de la Generalidad, Pasqual Maragall, para negociar el Estatuto "con discreción" y sin "presión externa". Mas, que se ha mostrado partidario de estos encuentros en la sombra, ha defendido la posibilidad de que en futuras ocasiones puedan repetirse estos encuentros, con el fin de "desbloquear temas bloqueados".

0
El presidente de CiU, Artur Mas.
L D (EFE) En declaraciones a TV3, recogidas por EFE, Mas ha confirmado que ambos encuentros se produjeron antes de la reunión pública que celebraron ambos líderes en el Palau de la Generalidad, el 7 de septiembre, y que abrió la ronda de contactos de Maragall con todos los líderes parlamentarios catalanes.
 
Según publica este jueves el diario La Vanguardia, la primera reunión secreta –que como la segunda se realizó fuera del Palau– fue breve pero sirvió para desbloquear las negociaciones del Estatuto tras un mes de agosto sin avances, mientras que el segundo encuentro privado se prolongó varias horas y fue más fructífero, siendo el resultado más significativo un principio de acuerdo sobre el blindaje de la financiación, aunque luego no se mantuvo. 
 
Mas ha justificado este tipo de reuniones en la sombra, celebradas "con la mejor voluntad posible" con el objetivo de impulsar una negociación "muy complicada", aunque ha dicho que para que sean "útiles" debe mantenerse la discreción. "Cuando uno tiene mucha presión encima en una negociación de un tema muy importante, debe procurar que haya una vía de comunicación lo más fluida posible para poder hablar claro sin presión externa", ha explicado. Según Mas, "esta vía era útil" pero "lamento que salga (publicada) porque entonces deja de tener este carácter de utilidad".
 
No descarta nuevos encuentros de este tipo
 
El presidente de CiU ha defendido la posibilidad de que en futuras ocasiones puedan repetirse estos encuentros, con el fin de "desbloquear temas bloqueados". Mas ha explicado que, a la salida de la cumbre del día 7, "decidí unilateralmente" enfatizar ante los medios de comunicación los aspectos positivos de la reunión, por encima de los negativos. "Quise expresamente subrayar aquello bueno que tenía el proceso y no aquello negativo. Hubo cosas que no fueron bien, pero procuré que esto no sobresaliera por encima de lo que sí se podía presentar como un avance", como por ejemplo el principio de acuerdo para blindar el sistema de financiación pactado en Cataluña.
 
Sin embargo, ha protestado Mas, ese principio de acuerdo "duró 24 horas", ya que al día siguiente la presidenta del grupo del PSC en el Parlamento, Manuela de Madre, y la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, "dijeron que, de todo esto, nada de nada". Mas observó "con gran decepción" esta reacción de PSC y PSOE ante el acuerdo para blindar la financiación, ya que "vi los límites" de los socialistas en el proceso de reforma estatutaria.
 
Por otra parte, Mas ha asegurado tener "la convicción y la seguridad absoluta" de que CiU está actuando "a la una" en el proceso de reforma del Estatuto y "sin divergencias". "Cada vez que yo avanzo en la negociación, hay una comunión de pensamiento y acción en CiU, lo que no significa que de puertas adentro no haya gente que tenga un criterio u otro, que se defienden sobre la mesa hasta que se llega a un punto común. Pero llegados al punto común, se está defendiendo exactamente lo mismo", ha añadido.
 
 
 

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco