Menú

Una apertura del año judicial llena de buenos propósitos, por ÁNGELA MARTIALAY

El año judicial 2008- 2009 ha quedado inaugurado de forma oficial. Ante la presencia del Rey y de una amplia representación del mundo de la política y de la justicia, Carlos Dívar ha pronunciado sus primeras palabras como presidente del Consejo  General del Poder Judicial y el Tribunal Supremo. Éstas las ha dedicado a la última víctima mortal de ETA, el militar Luis Conde, expresando su solidaridad con la familia del brigada. El magistrado ha terminado su diatriba animando al compromiso y diciendo que "es la hora de la Justicia".

0
El año judicial 2008- 2009 ha quedado inaugurado de forma oficial. Ante la presencia del Rey y de una amplia representación del mundo de la política y de la justicia, Carlos Dívar ha pronunciado sus primeras palabras como presidente del Consejo  General del Poder Judicial y el Tribunal Supremo. Éstas las ha dedicado a la última víctima mortal de ETA, el militar Luis Conde, expresando su solidaridad con la familia del brigada. El magistrado ha terminado su diatriba animando al compromiso y diciendo que "es la hora de la Justicia".
"
L D (A. Martialay) Ante la presencia del Rey, y con un amplia representación del mundo de la justicia y de la política, el año judicial ha quedado inaugurado en la sede del Tribunal Supremo. En primer lugar, el fiscal general del estado, Cándido Conde Pumpido, ha pronunciado su tradicional discurso en el que ha aprovechado para presentar la memoria de la Fiscalía. Pumpido ha dicho a los asistentes al solemne acto de apertura de los tribunales que su obligación es abrir una etapa nueva en el recorrido de la Justicia, y que con la renovación judicial “vemos una primera esperanza cumplida”.

Minutos después el nuevo presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar ha querido destacar la independencia de los jueces y "la plena confianza que la sociedad española ha de mantener en las fuerzas de seguridad y en los tribunales de justicia".

Con un tono conciliador, y un tanto orador, Dívar ha dedicado sus primeras palabras para el brigada Luis Conde, asesinado la semana pasada por la banda terrorista ETA. Ha resaltado que "después de tantos años en la Audiencia Nacional, no me acostumbro al sufrimiento de las víctimas y su pesar es algo que me acompaña siempre".

Un conjunto de nuevos propósitos

Además, el nuevo máximo representante de la Justicia española ha recalcado que viene "con humildad y prudencia en el corazón" a presidir el órgano de gobierno de los jueces. Asimismo, ha destacado repetidas veces que la "independencia judicial debe ser respetada a ultranza". En ese sentido, el  magistrado ha puesto de manifiesto que "la función jurisdiccional no es acción política, pero sí acción estatal". Minutos después, el Rey ha declarado "abierto el año judicial 2008-2009".

A la ceremonia han asistido numerosas personalidades del mundo de la política y la justicia como el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, la presidenta del Tribunal Constitucional, María Emilia Casas, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, el alcalde de la capital, Alberto Ruiz Gallardón, el ex-presidente del Tribunal Supremo, Francisco José Hernando, y el ex-portavoz del CGPJ, Enrique López, entre otros.

En los corrillos organizados por vocales y periodistas, la palabra más repetida por los nuevos vocales ha sido "consenso". Todos los integrantes del renovado CGPJ han querido resaltar el "aire conciliador y distendido" que reina en el nuevo órgano de los jueces. Unos a otros destacan el próposito de evitar errores pasados y abordar el nuevo mandato con un espíritu renovado.

Está previsto, que este martes se celebre el primer pleno ordinario del Consejo, presidido por Dívar, en el que se llevará a cabo  el reparto de las comisiones y el nombramiento del vicrepresidente y el portavoz del CGPJ.




En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation