Menú

Zapatero: "Jamás, jamás" he utilizado el terrorismo "con interés partidista"

Preguntado por su comentado guiño a Batasuna –sus "pasos" no serán "en balde"–, el presidente ha insistido en el mensaje habitual del Gobierno de que son "insuficientes". Sin embargo, también ha dejado caer un enigmático "pueden tener consecuencias". Ha negado que ETA sea su baza electoral.

LIBERTAD DIGITAL
0
Preguntado por su comentado guiño a Batasuna –sus "pasos" no serán "en balde"–, el presidente ha insistido en el mensaje habitual del Gobierno de que son "insuficientes". Sin embargo, también ha dejado caer un enigmático "pueden tener consecuencias". Ha negado que ETA sea su baza electoral.
Zapatero ríe con Anasagasti en el Senado. | EFE

En la sesión de control en el Senado, la senadora María del Mar Caballero, de UPN, ha preguntado a José Luis Rodríguez Zapatero por su mensaje a Batasuna-ETA, lanzado precisamente cuando anunciaba los cambios en su Gobierno. La senadora le recordó que declaraciones como las que hizo sobre los supuestos "pasos" de Batasuna "han hecho saltar las alarmas" ante el temor de que "el Gobierno pueda cometer errores pasados".

El presidente del Gobierno, que hablaba por primera vez en sede parlamentaria sobre el sentido de las palabras, dijo coincidir con Caballero en que "ETA está más débil y aislada" gracias, afirmó, "en gran medida, a la política que realiza el Gobierno de España, el ministro del Interior" y "el apoyo de todos los demócratas". "Si alguien tiene prisa, que puede ser Batasuna, le puedo asegurar que el Gobierno y los demócratas no la tenemos", añadió el presidente, en alusión a quienes leen en esta estrategia una maniobra para intentar reflotar al PSOE de cara a 2012. "La única prisa es cumplir la ley y dar el respaldo, la memoria y el honor a las víctimas", afirmó.

A continuación aprovechó para, dijo, "hacer un llamamiento": "No debemos, igual que el Gobierno no pretende hacerlo, abrir debates entre nosotros, entre los demócratas". Cabe recordar que fueron precisamente sus palabras las que pusieron el punto de partida a las declaraciones de varios miembros del Ejecutivo y del PSOE sobre un hipotético e inminente fin de ETA.

Sobre sus palabras, echó en cara a Caballero que omitía un "matiz, no menor", al citar sus declaraciones. "Cuando valoro las proclamas, los últimos textos de Batasuna, lo primero que digo es que es insuficiente", algo, que, apuntó, "supone que a pesar de que hemos oído cosas que no se oían habitualmente, eso no sirve, no vale". "Que puede tener consecuencias, puede tenerlas", reconoció. Pero dijo que "los demócratas hemos establecido unas reglas para que alguien pueda estar" en las elecciones. "O rechaza la violencia o ETA desaparece, ese es el único camino para estar en las instituciones", reiteró.

Tras la réplica de Caballero, que recordó en su alocución la reunión de Rubalcaba con Urkullu y su almuerzo con los jueces de la lucha antiterrorista, Zapatero expresó su deseo de hacer "varias matizaciones". "Jamás, jamás, en la vida pública, desde que tengo responsabilidades, he mirado y me he posicionado en la lucha contra ETA en una perspectiva política, de interés partidista", proclamó. Dijo que no lo ha hecho "ni a largo ni a corto plazo, ni en el proceso de paz, ni en la oposición, ni ahora que vemos tan aislada a ETA". Dijo sentirse "preocupado" porque "algunas fuerzas políticas "puedan pensar eso". "Debería estar absolutamente fuera de nuestra contienda", insistió.

De la lista de indicios sobre negociación citados por Caballero sólo se refirió a sus conversaciones con Íñigo Urkullu. Se limitó a decir que "el Gobierno ha hablado y hablará con todas las fuerzas políticas democráticas".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 74 comentarios guardados

    Servicios