Menú

Sobre el IPC

0
El índice de precios de consumo se ha situado en el 2,8% interanual, pero el de precios subyacentes, sin petróleo y alimentos sin elaborar, en el 2,6%, la misma cifra del mes anterior. Existía un fuerte temor en el Ministerio de Economía a que el IPC llegara al 3%. Afortunadamente, no ha sido así, sin duda porque la presión del euro fuerte ha corregido, más de lo que se esperaba, el aumento de precios interiores.
 
Sólo queda el imprevisible diciembre para cerrar el año en lo que a inflación se refiere. Si se logra mantenerla por debajo del 3%, habrá sido un buen resultado, pues el crecimiento del PIB será del 2,4% anual. Mejor sería acercarla al 2,5%, un objetivo alcanzable. En este caso, comenzaremos 2004 con una pérdida de competitividad algo menor que en los años anteriores, y tras sufrir la tremenda depreciación del dólar, superior al 40% en los últimos veinticuatro meses.
 
Es cierto que, en esta ocasión, la revalorización de nuestra moneda es compartida con un grupo de países –el área euro– que suponen, junto con el resto de países miembros de la Unión, más del 70% de nuestro comercio exterior, y que nuestras exportaciones e importaciones se llevan a cabo, en gran parte, por multinacionales, que adaptan sus precios de transferencia para compensar los tipos de cambio y para poder amortizar sus inversiones. Pero también es verdad que nuestra economía es mucho más abierta que hace 15 años y que en Europa competimos no sólo con productores de esos países, sino con la oferta de todo el mundo, gran parte del cual produce y comercia en dólares. En fin, una buena noticia, que necesita ratificación en diciembre.
 

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios