Menú
Daniel Rodríguez Herrera

El año que termina

Como siempre que luchan dos empresas, los beneficiados somos todos; ¡qué distinto es cuando luchan dos estados!

Daniel Rodríguez Herrera
0
Llegando a final de año toca mirar hacia atrás y ver las novedades que nos ha traido al mundo de Internet y las nuevas tecnologías. O quizá no toque, pero resulta muy cómodo para no tener que pensar un asunto más original para este último artículo del año. En Internet, 2005 ha sido el año de la "Web 2.0". Es fácil saber por qué; una vez que se acuñó el término, prácticamente todo lo nuevo e innovador que ha aparecido se ha asignado al mismo. No obstante, dentro de este mundillo, lo más sorprendente ha sido la cantidad de empresas nuevas dedicadas a crear aplicaciones web, a la espera de encontrar un modo con el que rentabilizarlas o asumiendo las pérdidas en espera de la compra de un grande. Writely, Meebo o Basecamp siguen su camino en solitario, mientras que otras como Konfabulator, Flickr y del.icio.us han sido adquiridas por Yahoo, el comprador del año.

Y es que la lucha más destacada este año ha sido la librada entre Google y Yahoo. Si la empresa de Page y Brin es desde hace tiempo la preferida de los internautas, Yahoo se ha empleado a fondo este año para destronarla, a veces adquiriendo empresas de reciente creación pero con nombre entre los gurús, en ocasiones con productos propios. Entre los informáticos ha sido muy celebrada la publicación de su API, un interfaz para que las aplicaciones de otros puedan hacer uso de los sercicios de Yahoo, más completa y sencilla que la de Google, aunque ésta apareció antes y es aún más popular. Los usuarios han podido utilizar Yahoo 360º, Yahoo Maps, Yahoo Answers, Shoposphere, Yahoo Podcasts o My Web 2.0, entre otras novedades. Sin embargo, Google no se ha quedado quieta. Google Maps ha sido la novedad más sonada del año, aunque Google Blog Search, Google Talk y la versión 2.0 de Google Desktop también son dignas de reseñar. Como siempre que luchan dos empresas, los beneficiados somos todos; ¡qué distinto es cuando luchan dos estados!

Dentro del mundillo de los blogs no se han producido demasiadas novedades dignas de reseñar. Quizá la más interesante haya sido Digg, un sitio web que agrega noticias y anotaciones de bitácoras escogiendo las más interesantes a partir de los votos de los usuarios. Dado que es relativamente novedoso, generalmente su portada está repleta de historias relacionadas con la tecnología. Recientemente ha aparecido una versión en español, Menéame, que promete.

En cuestión de aparatos destinados al consumo masivo, este año ha seguido siendo el año de iPod gracias al lanzamiento del iPod Nano. Pese a que sus competidores siguen la estela de Apple con ingenios similares, cuando no mejores, que el iPod, como el Walkman de Sony o el Zen de Creative, sigue siendo la empresa de la manzana la que innova de verdad en este campo. Al sustituir el disco duro tipo Microdrive (es decir, pequeño a más no poder) del iPod Mini por memoria Flash de gran capacidad, el reproductor se ha encarecido en relación a los gigas de música que se pueden almacenar, pero ha disminuido su tamaño y consumo hasta extremos sorprendentes. Apple también ha sido noticia de importancia este año con su decisión de pasarse a la arquitectura Intel, como sus viejos competidores los PCs, pero será en 2006 cuando empecemos a ver los primeros "MacIntel".

Por supuesto, el fiasco de año recae en Sony y su rootkit, que ya mencionamos tanto Enrique como yo. La multinacional japonesa publicó discos con un sistema antiocopia que se instalaba sin avisar en el ordenador y enviaba información sin autorización al fabricante sobre nuestro comportamiento y que, encima, facilitaba la infección por virus informáticos y hacía Windows aún más inestable. Un diez en vandalismo.

Daniel Rodríguez Herrera es subdirector de Libertad Digital, editor de Liberalismo.org y Red Liberal y vocal del Instituto Juan de Mariana.

Nota: El autor autoriza a todo aquel que quiera hacerlo, incluidas las empresas de press-clipping, a reproducir este artículo, con la condición de que se cite a Libertad Digital como sitio original de publicación. Además, niega a la FAPE o cualquier otra entidad la autoridad para cobrar a las citadas compañías o cualquier otra persona o entidad por dichas reproducciones.

En Tecnociencia

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios