Menú
Daniel Rodríguez Herrera

Estatuto del blogger

Uno de los fragmentos más sorprendentes de la ley es la que obliga a que todo medio de comunicación tenga un director que sea un periodista con carnet, es decir, un periodista aceptado por el poder

Daniel Rodríguez Herrera
0
Ha sido aprobado en el Congreso un curioso engendro propuesto por Izquierda Unida en el que se pretende convertir el periodismo en una actividad que requiera licencia previa. Una licencia que deben expedir, y renovar, unos consejos cuyos miembros han de ser nombrados por los políticos. Entre las investigaciones sobre el 11-M y algunas desatinadas acusaciones, el engendro totalitario ha pasado desapercibido como el despropósito liberticida de instaurar la censura en España. No se conforman con el invierno mediático del PP. Lo quieren todo.
 
La excusa con la que se ha presentado son las peticiones de los profesionales para tener regulada la profesión, evitar el intrusismo y mejorar la ética de la misma. Siempre es la misma excusa; actualmente vivimos en el consenso fascista en el que, a izquierdas y derechas, se asegura que todas las leyes deben hacerse de acuerdo con las fuerzas sociales afectadas a través del diálogo. Dicho de otro modo, se aprueban de acuerdo con las fuerzas vivas de la nación por medio de la democracia orgánica. No es de extrañar que entre los ejemplos que se ponen para recordar que hay leyes parecidas en Europa se mencione siempre a Italia, donde se reguló la profesión en tiempos de Mussolini.
 
Uno de los fragmentos más sorprendentes de la ley es la que obliga a que todo medio de comunicación tenga un director que sea un periodista con carnet, es decir, un periodista aceptado por el poder. Y dentro de la definición, algo vaga, de medio se incluyen "páginas o sitios" de carácter periodístico. Aquí se fragua en ley los intentos de control a lo Berlín; las bitácoras deberán ser realizadas, si nos atenemos a la letra del estatuto, por periodistas aprobados por el poder. Dirán algunos que los blogs, por muy político que sea su carácter, no son periodismo pero, entonces, ¿cómo es que en los congresos de periodismo digital se hacen mesas redondas dedicadas exclusivamente al fenómeno?
 
Aún sin necesidad de circunscribirnos al ámbito de Internet, hay formas innovadoras de periodismo que estarían en riesgo. Inspirándose quizá en el exitoso diario cibernético coreano en el que las noticias las escriben los internautas, el periódico gratuito 20 Minutos va a utilizar a sus lectores como periodistas. Quien sabe si se lo acabarán prohibiendo, cuando se decida que el próximo paso es que hay que tener carnet para firmar una noticia. Y es que las regulaciones tienen por costumbre dificultar cualquier innovación a favor de aquellos que ya están establecidos. O de eliminar las que ya existen porque se les tiene miedo.
 
Daniel Rodríguez Herrera es editor de Programación en castellano.

En Tecnociencia

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation