Menú

La falsa Declaración de Hamburgo

Daniel Rodríguez Herrera

Los editores de los diarios europeos pretenden que Google, además de puta, ponga la cama. Sus pretensiones tienen poco que ver con la Justicia, que supone dar a cada uno lo suyo, sino con la redistribución forzosa de las rentas. (Volver)
Nick2 dijo el día 7 de Agosto de 2009 a las 19:04:43:

Lo que tienen que hacer las editoriales es impedir que Google enlace a sus contenidos y hacer que sólo se puedan encontrar en el buscador europeo Quaero, que por algo es un buscador creado por la Unión Europea y en el que entre todos nosotros hemos gastado una friolera de millones de euros. Y tú, europeo, ¿qué haces todavía usando Google en vez de Quaero?

Leto dijo el día 5 de Agosto de 2009 a las 08:39:42:

Jejejejeje, ¡pues claro que da las órdenes!. ¿O es que ya no nos acordamos de la bronca a la presidenta del TC en el desfile?. Para eso no hay que pedir comparecencia alguna, que ya se sabe. ¡Hay que pedir DIMISION!, a ver si os enterais PPayudar.

Herbert dijo el día 5 de Agosto de 2009 a las 05:00:18:

Están chalados. Es una táctica suicida. Se están enfrentando a su mayor agencia de promoción que, además, no les cobra ni un duro por hacerles un inmenso y de otro modo costosísimo trabajo comercial.

Como le calienten los cascos al abuelo Google, un día pueden encontrarse con que este les exija dinero para poder aparecer en sus búsquedas. Y si ese fuera el caso, no tendrían más remedio que pagárselo porque, seamos claros, hoy en día quien no "sale" en Google, simplemente no existe.

Si cualquier medio de comunicación o editorial desapareciera de repente de las búsquedas en internet, tendría su sentencia de muerte firmada a medio plazo. Si intentan cobrarle a Google, Google les acabará cobrando a ellos mucho más, porque es Google quien tiene la sarten por el mango.

Para cualquier buscador sería trivial evitar que en sus búsquedas apareciera información procedente de cualquier editorial concreta. Bastaría con una demanda judicial contra Google para provocar esa clase de respuesta, que sería apoyada por la mayoría de los usuarios del buscador. Resultado: Editorial que demande, editorial que muere.

Ellos lo saben, así que todo se quedará en agua de borrajas, sobre todo si Google llega a enseñarles los dientes.

« 1 »