Menú

La guerra de la mensajería

0
Tras la guerra de los navegadores, abrumadoramente ganada por Microsoft, aunque últimamente Netscape parece querer resucitar, llega otra parecida: la novísima guerra de la mensajería instantánea. Este mercado fue abierto por ICQ, un producto israelí, hace cinco años. En aquel tiempo resultaba un gran invento: recuerdo a mis amigos diciéndome: ¡se puede saber cuando se conecta alguien y hablar con él directamente! Hablar escribiendo, se entiende. Una gran idea.

Poco tiempo después empezó la competencia. AOL, Microsoft, Yahoo y un sin fin de pequeñas compañías comenzaron a realizar sus propios programas: AIM (AOL), MSN Messenger, Yahoo! Messenger, Odigo, etcetera. Auténticos clones, productos casi idénticos. Sin embargo, estos desarrollos tenían un serio problema. Los usuarios de uno de ellos no podían comunicarse con los de otros. Cada uno utilizaba un protocolo diferente y distintos servidores. Para agravar más la cosa, AOL decidió comprar ICQ y cerrar toda posibilidad de interconexión.

Sus competidores más directos, Microsoft y Yahoo procuraron ser compatibles entre sí y ofrecían sistemas para poder conversar con usuarios de AIM e ICQ. Sin embargo, cada vez que aparecía una nueva versión con estas características, AOL investigaba como cerrar el acceso a los usuarios de sistemas que no fueran suyos, llegando al extremo de impedir a los usuarios de ICQ acceder al sistema de AIM... ¡siendo ambos productos de la misma compañía!

Para arreglar estos problemillas, se intentó crear un estándar llamado IMUnified, cuyo desarrollo parece completamente estancado. El cerrojo de AOL ha permitido mantener su base de usuarios, pero los nuevos clientes cada vez se decantan más por sus competidores.

A finales de año pasado la proporción de usuarios de los dos sistemas de AOL era abrumadora, un 77 por ciento. Microsoft y Yahoo prácticamente se repartían ellos solos el resto del pastel. Sin embargo, y siguiendo viejas tácticas, la compañía de Redmond ha decidido incluir su sistema en el nuevo sistema operativo XP. Es de prever que un par de años se hayan volcado por completo esas cifras. Si no, al tiempo.

Alternativas como TOM (proporcionada en español por ya.com y compatible con las redes de ICQ y MSN), Trillian (compatible con casi todo) o Jabber (estándar abierto apoyado por la comunidad del software libre) intentan solventar el problema de la interconexión. Mientras tanto, los usuarios con muchas amistades seguirán obligados a instalarse varios programas de este tipo. Gajes de la competencia.


Daniel Rodríguez Herrera es editor de Programación en castellano.

En Tecnociencia

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios