Menú
Emilio J. González

Energía caliente

Emilio J. González
0
La OPA sin condiciones sobre el 16% de Cepsa que ha lanzado el SCH puede ser el pistoletazo de nuevos movimientos en el sector energético. Si el banco que preside Emilio Botín cierra la operación con éxito, su participación en el capital de la petrolera que preside Carlos Pérez de Bricio se igualará a la de la francesa TotalFina. Este hecho, que supone la ruptura de los pactos entre la entidad bancaria y la compañía gala, ha sentado muy mal a la segunda, que ya ha anunciado que responderá a la OPA. Y el mercado se lo ha creído: la acción ha cerrado la jornada con una ganancia del 17,46%, cuando la prima ofrecida por el SCH es del 17% sobre el precio de cierre del jueves.

¿Qué hay detrás de todo esto? El movimiento del SCH ha sorprendido a todos, ya que sus últimas operaciones con participaciones industriales han sido de venta, no de compra. Sin embargo, ahora quiere aumentar su participación y es muy posible que lo consiga. Por un lado, Unión Fenosa, que tiene el 5% del capital de Cepsa, anunció el jueves su intención de venderlo; por otro, los analistas han empezado a recomendar acudir a la OPA debido a que Cepsa es un valor poco líquido, y lo será todavía menos después de la operación. Todo esto lo sabe la gente de Botín; por ello se han embarcado en una operación que tiene todo el aspecto de inversión para obtener mayores plusvalías con la venta posterior de su paquete. Y es que, si al banco le salen las cuentas y las cosas y TotalFina quiere quedarse con Cepsa, como parece que es su intención por la reacción que ha tenido al conocer la noticia –el SCH no les había avisado–, tendrá que pagar las acciones del banco al precio que pida, que no será bajo.

El movimiento del SCH ha revelado también la posibilidad de que pueda haber más adelante otra operación corporativa con Unión Fenosa, operación con la que el mercado viene especulando hace tiempo porque conoce el interés del banco por desprenderse de su participación en la eléctrica que preside Antonio Basagoiti. De hecho, los últimos movimientos de Fenosa parecen encaminados a asearla para su posterior venta: la enajenación de sus activos en la República Dominicana, el deseo de desprenderse de su participación en Cepsa y el anuncio de que deshará las inversiones internacionales no rentables. Con todo ello, el SCH, que controla a la eléctrica, podría obtener el precio que pide por su participación y que hasta ahora los posibles compradores se han negado a pagar debido al nivel de endeudamiento y los riesgos exteriores de la compañía. Los próximos meses prometen.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco