Menú
Fray Josepho y Monsieur de Sans-Foy

Iglesias: ¿moño o pendiente?

La novedad es que el vicepresidente segundo ha aparecido con moño y pendiente. Y, por supuesto, nuestros poetas se han visto obligados a tomar partido.

Fray Josepho y Monsieur de Sans-Foy
0
La novedad es que el vicepresidente segundo ha aparecido con moño y pendiente. Y, por supuesto, nuestros poetas se han visto obligados a tomar partido.
El nuevo look de Pablo Iglesias | La Sexta

La rentrée de Pablo Iglesias tras el verano se ha producido en La Sexta (cómo no), donde le han hecho una larguísima entrevista-masaje. La novedad es que el vicepresidente segundo ha aparecido con moño y pendiente. Y, por supuesto, nuestros poetas se han visto obligados a tomar partido, uno por el moño y otro por el pendiente. No se lo pierdan.

MOÑO
por Fray Josepho

Ya no eres el rebelde aquel bisoño,
que va de agitador fumando un peta.
No tienes ya la edad para coleta,
así que, mucho menos, para moño.

¿Por qué esa pinta infame? ¿Por qué coño?
¡Si vas para viejales y pureta!
¡Si estás mayor, añejo y jorobeta,
y ya tu vida avanza hacia el otoño!

Porque el pendiente, en fin, aunque es ridículo,
no es más que un complemento, un adminículo.
Si no te fijas mucho, ni se nota.

Pero con ese moño y esa giba,
pareces mi tia abuela Primitiva,
que en gloria esté, la pobre, tan devota.

PENDIENTE
por Monsieur de Sans-Foy

Hay quien a los cuarenta se desboca
con una pataleta adolescente.
Son pérdidas nostálgicas que evoca
vistiendo como un pánfilo de veinte.

El moño es un mojón intrascendente,
costumbre pasajera, tontiloca.
A ti, lo que te mola es el pendiente:
que el mundo esté pendiente de tu boca.

Pendiente de tus torpes amenazas,
pendiente de si engordas o adelgazas
y de la longitud de tu coleta.

Pendiente de tus múltiples desplantes,
porque ya no te sientes el de antes,
y ni siquiera Sánchez te respeta.

Siga a este par en Twitter: @FrayJosepho, @MonsieurSansFoy.

En España

    0
    comentarios

    Servicios