Menú
GEES

Terrorismo y doble rasero

0
Los españoles nos hemos sentido muy solos durante mucho tiempo en nuestra lucha contra el terrorismo etarra. Cuando pedíamos a nuestros vecinos europeos que aprobaran medidas para combatir más eficazmente esta lacra, nos encontrábamos con respuestas como que era un problema interno de los españoles que debía resolverse en el ámbito nacional. Nos dolía especialmente que periódicos internacionales de gran tirada o cadenas de televisión como la CNN se refirieran a ETA o a Herri Batasuna como grupos separatistas o radicales. Entendíamos que se estaba legitimando un comportamiento que era y es absolutamente incompatible con el estado de derecho. Porque el problema no está en buscar la independencia, sino en hacerlo mediante la coacción y el asesinato. Por eso no es un problema político, sino de terrorismo.

Resulta sorprendente que desde los mismos medios en los que machaconamente se denuncia este comportamiento respecto del grupo terrorista ETA, se practique el mismo doble rasero cuando los grupos son otros. Día tras día tenemos que oír en la tantas veces vilipendiada por oficialista RTVE o en otros medios escritos, significados por su combate contra ETA y el nacionalismo excluyente, que, por ejemplo, Hamas es un “grupo radical” ¿Qué tienen que hacer los miembros de esta versión de los Hermanos Musulmanes para convencer a nuestros redactores concernidos con el problema vasco de que en Palestina también se practica el terrorismo? ¿No podemos exigirles un mínimo de coherencia, a ellos y a los directivos de esos medios de comunicación?

Es evidente que tanto ETA como Hamas son radicales, pero ¿por qué ETA es terrorista y Hamas no? Las dos organizaciones atacan a civiles con fines políticos; tienen un aparato político y una presencia social importante; buscan alterar las fronteras existentes, por la independencia del País Vasco o por la eliminación del Estado de Israel y la proclamación de una gran Palestina desde el Jordán hasta el Mediterráneo.

No hay mejor argumento que el propio ejemplo. Si queremos convencer a la opinión pública internacional de que en España tenemos un serio problema de terrorismo, lo primero que debemos hacer es dejar claro que sabemos lo que es el terrorismo y que, en cualquier caso, no estamos dispuestos a legitimarlo. Un terrorista no es un combatiente y ninguna causa justifica el ataque a civiles inocentes. Por eso Hamas es una organización terrorista y no un mero grupo radical.


En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios