Menú
EL MUNDO DEL CóMIC

“The Authority”, una magnífica excepción

La década de los 90 probablemente pasará a la historia de los cómics como una de las peores en la historia del medio. Salvo honrosas excepciones (como pueden ser Predicador y Transmetropolitan), muchas series, especialmente de Marvel, han sufrido un enorme descenso en su calidad. Spiderman nos hastía con interminables discursos sobre la responsabilidad, que se repiten palabra por palabra desde los años 70. La mayoría de las series de la editorial Image se limitan a mostrarnos chicas con cuerpos imposibles en historias más inverosímiles aún. Y muchas series principales (hablo sólo de Marvel, ya que su gran competidora, DC, no se publica en España) han caído en tan burdas repeticiones y tan evidentes contradicciones que, como es natural, al final han conseguido el desprecio del público y la inevitable pérdida de lectores. O sea, la ruina.

0
Digo todo esto porque en un momento en que se predice la desaparición inminente del cómic como medio de entretenimiento, es bueno encontrar excepciones. Una de esas excepciones es The Authority.

Editada por Image, concretamente por el sello Wildstorm, “The Authority” parecía nacer para convertirse en la colección de “pesos pesados” del Universo Wildstorm; un grupo al que todo el mundo recurriría en momentos de grandes crisis. Pero tuvieron el error (que luego se convirtió en acierto) de contratar a un guionista que, como muy bien dice la revista de información “Dolmen”, “de no haberse dedicado al mundo del cómic hubiera sido un psicópata en potencia”: el genial Warren Ellis.

Bajo la batuta de Ellis, “The Authority” se convirtió en un grupo formado por las personas más reales o “actuales” que podía haber. Adictos a la marihuana, chicas que cobran el mismo protagonismo (si no más) que los hombres, chicos con mala leche que no sienten reparos frente a la idea de matar a un enemigo... Todo esto, con una cohesión y firmeza inauditas en este tipo de títulos. Los personajes reaccionan justo como reaccionaría una persona normal en su lugar, y las historias y la acción se suceden con un ritmo vertiginoso que no excluye la caracterización de los personajes. Y todo esto apoyado por unos fabulosos dibujos de Brian Hitch, que verdaderamente “se sale” y fascina al lector con escenarios muy detallados y expresiones faciales que ilustran perfectamente los guiones de Ellis. Desgraciadamente, el equipo creativo Ellis/Hitch dejará la serie al terminar el arco argumental que está siendo publicado ahora, para ser sustituidos por el guionista Mark Millar y el dibujante Frank Quitely.

Pero en definitiva, es decir, de momento, “The Authority” es una de esas series que da gusto leer, que saben hacerte reír sin que por eso se sacrifique la seriedad de la colección y que te mantienen constantemente a la espera de que salga el siguiente número. Una serie recomendada para cualquiera al que le guste pasar un buen rato leyendo un tebeo. Muy buen rato.
0
comentarios

Servicios

Máster EXE: Digital Marketing & Innovation