Menú
Juan Ramón Rallo

Algunas preguntas para quienes sólo ven judeo-masones

¿Por qué un presunto rumor de que España va a ser rescatada hunde la bolsa española pero un rumor sobre que Alemania será rescatada por Estados Unidos no hubiese generado preocupación alguna salvo por la salud mental de quien lo lanzaba?

Juan Ramón Rallo
0

Ya he expresado mi admiración por esa tropa de especuladores que, al sacar su dinero de España y al intentar ajustar a la realidad el precio de nuestros activos financieros, contribuyen a trasladar al presente una pequeña parte del sufrimiento futuro que padeceremos todos los españoles si Zapatero sigue en el poder.

Sin embargo, los hay que en lugar de culpar al leonés por haber arramblado con la economía, prefieren cargar contra quienes nos recuerdan que el emperador está desnudo. Permítanme plantearles algunas cuestiones a estos individuos que ven contubernios judeo-masónicos detrás de todo fracaso zapateril.

  1. ¿Creen que existe algún tipo de deber moral o patriótico de mantener el precio de la deuda pública artificial y falseadamente elevado? ¿También pensaban en su momento que el precio de la vivienda o el de las acciones de Lehman Brothers debían sostenerse inflados frente a la presión bajista de los especuladores? ¿No opinan que todos estaríamos mejor ahora en caso de que las burbujas de precios terminaran lo antes posible?

  2. ¿Piensan que la actual situación económica de España es sostenible a dos o tres años vista? Si todo siguiera igual durante los próximos ejercicios, ¿reconocerían que nos encaminamos hacia la quiebra? ¿Opinan que algo va a cambiar (a mejor) en nuestra economía si el Gobierno no rectifica alguna de sus políticas presupuestarias o laborales? ¿O tal vez piensan que va a rectificar tras tres años de cerril inmovilismo?

  3. Si admitimos que al menos las respuestas al punto 2 son cuando menos inciertas, ¿entienden que algunos o muchos dudemos de la solvencia a diez años de nuestras Administraciones? ¿Es eso un atentado a la patria o un simple ejercicio de honradez?

  4. Si hacer caso a un rumor o pronóstico que defiende que España necesitará de ayuda alemana es "especular", ¿también era especulación que alguien hiciera caso al presidente del Gobierno cuando pronosticaba en 2007 que íbamos a alcanzar el pleno empleo, que mantendríamos el superávit presupuestario, que el precio de los inmuebles no descendería de manera apreciable o que la crisis subprime no afectaría a España? Si, tal como sostiene algún chalado, hay que encerrar a los que lanzan rumores que desatan la especulación, ¿deberíamos haber encerrado a Zapatero por haber estado lanzando rumores infundados –o mintiendo directamente– sobre la situación de nuestra economía a lo largo de los últimos años (y por seguir haciéndolo)?

  5. Todos aquellos analistas, periodistas y pedigüeños varios que aseguran que el hundimiento del precio de nuestras acciones y de nuestra deuda no está justificado por la situación económica, ¿han ordenado a sus brokers que compren masivamente acciones y deuda española a precios que ellos mismos juzgan "una ganga"?

  6. ¿Por qué un presunto rumor de que España va a ser rescatada en los próximos meses hunde la bolsa española pero un rumor sobre que Alemania será rescatada por Estados Unidos no hubiese generado preocupación alguna salvo por la salud mental de quien lo lanzaba?

  7. ¿No piensan que los gobiernos irresponsables, demagogos, populistas y ladrones tienen fuertes incentivos a achacar los destrozos de su gestión a un enemigo exterior supuestamente muy interesado en destruir la armonía del grupo? ¿Acaso no ven un cierto parecido entre la situación actual y todo ese repertorio de ejemplos históricos de gobernantes –y empresarios– que acusan a los especuladores de estar atacando sin fundamento a un Estado –o a una empresa– que a los pocos meses termina quebrando?

  8. Si se ha constituido una entente exterior obsesionada con destruir nuestra economía y con derrocar al PSOE, ¿por qué Zapatero envió en febrero a Salgado y a Campa de gira extranjera? ¿Acaso buscaban razonar con los irracionales? ¿O más bien pretendían convencer a los razonablemente pesimistas inversores extranjeros de que el Gobierno encauzaría el torcido rumbo de la economía? De hecho, ¿por qué entonces nos dieron varios meses de tregua para ir implementando un plan de ajuste de la economía? ¿Pero no querían destruirnos a cualquier precio?

  9. ¿Consideran que los objetivos de ese plan de ajuste prometido se están cumpliendo? ¿Acaso nuestro déficit y nuestro desempleo no continúan creciendo en medio de la parálisis más absoluta del Ejecutivo? ¿Son esos los "datos y hechos" a los que apelaba Zapatero para calmar a los inversores?

  10. ¿Qué se siente al ser los tontos útiles o los voluntariosos propagandistas de un Gobierno que está arruinando a los españoles y nos está conduciendo a la quiebra? ¿Odian tanto a los especuladores como se deberían odiar a sí mismos?

Juan Ramón Rallo es doctor en Economía y profesor en la Universidad Rey Juan Carlos y en los centros de estudios OMMA e Isead. Es director del Instituto Juan de Mariana.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios