Menú
Pedro Cateriano

La Comunidad Andina agoniza

Hay que tener una gran ceguera (o un irresponsable interés político) para no darse cuenta que la apertura de los países a los grandes mercados mundiales ha traído prosperidad y desarrollo económico.

Desde que el coronel Hugo Chávez decidiera retirar a Venezuela de la Comunidad Andina de Naciones, el proceso de integración regional entre el Perú, Ecuador, Bolivia y Colombia ha quedado prácticamente paralizado.

¿Por qué? Por el Gobierno de Bolivia, que no cree en la libre competencia y por lo tanto protege exageradamente a su industria en desmedro de los consumidores andinos. Las políticas estatistas y nacionalistas en extremo impulsadas por el Gobierno que preside Evo Morales han impedido el entendimiento "bolivariano". Mientras que el Perú y Colombia propugnan tratados de libre comercio con los Estados Unidos y la Unión Europea, reducen sus aranceles, garantizan la inversión extranjera y promueven políticas económicas para consolidar economías libres y abiertas, Bolivia hace todo lo posible para torpedear estos logros.

En las actuales circunstancias, Hugo Chávez no necesita estar presente físicamente en la Comunidad Andina para hacerse escuchar. El presidente boliviano Evo Morales hace todo lo que él le indica y, por lo tanto, obstaculiza las acciones que posibilitan un mejor entendimiento entre los países miembros.

Ahora, Bolivia se opone abiertamente a que la Comunidad Andina firme un tratado de libre comercio con la Unión Europea. Alega que es lesivo a sus intereses económicos. Y como la negociación con los europeos es en bloque, basta la oposición boliviana para detener un tratado que tanto el Perú como Colombia quieren. Lo cierto del caso, sin embargo, es que Evo Morales no cree en la economía libre. Las razones que alega son sólo pretextos. Es indudable que un tratado de libre comercio con Europa sólo nos traería beneficios, ya que tendríamos la oportunidad de acceder a uno de los mercados más prósperos del mundo. Pero eso no importa, lo que cuenta es la ideología.

Frente a ese panorama, en el Perú, por fortuna, se han empezado a escuchar voces –como la de la ministra de Comercio Exterior Mercedes Araoz– que plantean el retiro de la Comunidad Andina, debido al alto coste que representa para el desarrollo económico del país quedarse allí. Mucho tienen que ver con estas declaraciones las políticas que, aunque parezca increíble, promueve ahora Alan García en nuestro país: inversión extranjera, tratados de libre comercio, estabilidad jurídica para los contratos, respeto a la propiedad privada, etc.

Hay que tener una gran ceguera (o un irresponsable interés político) para no darse cuenta que la apertura de los países a los grandes mercados mundiales ha traído prosperidad y desarrollo económico. América Latina tiene los ejemplos de México y Chile. Es una lástima que Bolivia no lo vea así.

© El Cato

Pedro Cateriano Bellido es un abogado y consultor peruano.

En Libre Mercado