Menú
Zoé Valdés

Adiós, USA… y resto

China, Rusia y el islamo-comunismo nos han sometido, y, por supuesto, dominarán el planeta.

Zoé Valdés
0

Lo sé, es duro decirlo, y quizás más leerlo sabiendo, aunque quieran negarlo, que llevo razón, que unos cuantos llevamos razón: América se terminó, o sea, USA se fue a bolina. En Afganistán los talibanes festejan ahora mismo apaleando a los afganos, humillando a las mujeres, maltratando a niños y ancianos; y eso que todavía no han iniciado el proceso hacia el horror, no habrá que esperar mucho. Afganistán ha sido el martillazo último contra Estados Unidos.

En otras partes de este cada vez más siniestro mundo otros brindarán con champán, como hizo en el 2001 la argentina comunista Hebe Bonafini. Por cierto, no sé si Hebe Bonafini, la falsa abuela de la Plaza de Mayo, todavía estará viva, pero esa también andará brindando enloquecida de felicidad, como brindó cuando los islamo-terroristas derrumbaron las Torres Gemelas de Nueva York; así lo declaró a la prensa, añadió que a quien primero había llamado había sido a su comandante Fidel Castro, otro que se estará revolviendo de contentura dentro de la piedra que acoge sus cenizas. Bruno Rodríguez, el canciller de Cuba, ayer se posicionó abierta y descaradamente en su Twitter a favor de los talibanes, no del pueblo afgano, no, de los talibanes.

Joe Biden, el fraude-presidente, demoró en dar la cara, cuando por fin apareció dio la peor conferencia de prensa que se recordará jamás de un presidente norteamericano. Vean aquí lo que piensa Andrew Neil en el Daily Mail de la intervención de Biden. No ha habido intervención oral más desastrosa y engañosa, todo mentira, como su presidencia.

Y es que este tercer mandato de Obama –Biden mediante– está destruyendo lo poco que quedaba de ese gran país y del resto del mundo. No soy muy de profecías, pero Nostradamus y Baba Vanga no se equivocaron con las predicciones aquellas de que el último Hombre con mayúsculas de USA sería Donald Trump. Para los que votaron por Biden, nada personal, pero ahí tienen a un soberbio cagado, un cobarde, una marioneta, un inmoral.

En cuanto a lo que vendrá. Sospecho que nada bueno. Al parecer China ya enfila barcos hacia Taiwán, y no de papel. Irán se afila las uñas contra Israel. Hasta Japón peligra. ¿Europa? Europa no existe, es el segundo en línea de desaparición como entidad. Existe una Unión Europea desunida y desvalida en manos de zocotrocos malignos como Borrell y compañía.

Uno de esos bellos portavoces talibanes con su bata azul celeste lo manifestó: "Nos hemos demorado en tomar Kabul, cierto, pero lo hemos hecho. Lo mismo haremos con Occidente, seremos pacientes, pero lo conseguiremos". Mientras su melena ondeaba en el viento. Ese mismo portavoz ha salido ya en varias fotos de la prensa occidental y en redes sociales. ¿Golpe de marketing? Claro, recuerden el producto de marketing de la revolución castro-comunista con sus melenudos barbudos que el mundo entero compró y que sigue pagando bajo amenazas y deudas de todo tipo, amilanados todavía por esos que hoy son unos cadáveres o viejos medio muertos, o moribundos, gordos y calvos, pero siempre asesinos que siguen asesinando incluso desde las tumbas y desde sus sillas de ruedas.

La prensa es la primera que se apunta al sostén del terror mediante la mentira o la imbecilidad; junto al portavoz Ned Price del Gobierno de Biden, que expresó sin que se le moviera una pestaña que estaban confiados en que los talibanes formarían un Gobierno democrático e inclusivo, otra periodista, no la de CNN Inglaterra que enseguida que llegaron los talibanes se cambió el atuendo occidental por la burka cerrada en negro, no, otra, que en un vídeo entrevistó a los líderes talibanes y les preguntó si piensan crear un Gobierno democrático donde las mujeres tendrán su espacio; el talibán responde que dentro de la ley de la sharia sí. Ella insiste con su estupidez inclusiva, que si las mujeres participarán de ese Gobierno y que si piensan que será un Gobierno inclusivo. Los talibanes ordenaron parar la filmación, no sin antes desternillarse de la risa, burlarse delante del mundo de la periodista, que bien merece esa burla. Menos mal que solamente se burlaron, en otro momento le hubieran sonado cien latigazos, y lista para el otro mundo, que ya no estoy tan segura que pudiera ser peor que éste.

Lo cierto es que Estados Unidos se ha ido al carajo con ganas de irse, empezaron a hacerlo desde Barack Obama y su socialismo cool. Trump consiguió detener el declive, pero la conspiración mundial contra su persona, con China a la cabeza, terminó por pisotear la existencia de la que fue la primera potencia mundial. Y, hablando de China, por qué no de Rusia también, hasta del islamo-comunismo. Nada, pues, tal como ha afirmado Carmen Postigo Silva en las redes sociales: China, Rusia y el islamo-comunismo nos han sometido, y, por supuesto, dominarán el planeta.

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Historia