Menú

Imputada una menor por comerse un chocolate que no era suyo

Recibió un envío postal por equivocación que contenía el dulce y el auténtico propietario reclamó.

Libertad digital
0

Una niña de 14 años ha sido imputada por apropiación indebida por comerse media tableta de chocolate que recibió en su casa por correo por error. El envío iba dirigido a otra persona pero el mensajero equivocó la dirección.

Según informa ABC, el mensajero llevó el paquete a la dirección de la menor en Mijas y la encontró sola en casa. La chica se hizo cargo del paquete, lo abrió y se encontró con varias piezas de chocolate que componían la frase "Feliz cumpleaños". Se dio la circunstancia de que la madre cumplía años en esos días y pensó que el paquete iba dirigido a su progenitora, por lo que se comió la mitad de una tableta de chocolate.

El destinatario real reclamó a la empresa de mensajería el paquete que estaba esperando y le dijeron que ya había sido entregado. Tras aclarar la confusión, el mensajero fue a la casa de la niña y le pidió el paquete, pero ésta le informó de que lo había abierto y había dado cuenta de parte del chocolate. Aún así, el mensajero llevó el envío al propietario, quien al comprobar que había sido abierto puso una denuncia. Finalmente la joven ha sido imputada por apropiación indebida.

En Sociedad

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 31 comentarios guardados

    Servicios