Menú

El PP anuncia una "revolución" en la Sanidad si gana las elecciones

Ana Pastor promete, entre otras cosas, cambios en los sueldos para primar al que "hace mucho y bien".

0

La exministra de Sanidad y coordinadora de participación social del PP, Ana Pastor, ha prometido una "revolución" en el sistema sanitario español tras el 20-N.

Durante una conferencia-coloquio en el Círculo Ecuestre de Barcelona y ante un centenar de empresarios, algunos de ellos del sector sanitario y farmacéutico, la vicepresidenta segunda del Congreso ha prometido importantes cambios en el sistema sanitario. 

Según ha dicho, "no habrá recortes en sanidad", pero ha anunciado que hará "una revolución" en los recursos humanos y una "reforma estructural" del sistema sanitario.

La dirigente popular ha afirmado que el PP promoverá "un pacto de Estado con todas las fuerzas políticas y sociales y los profesionales de la sanidad para hacer sostenible el sistema sanitario, que esté suficientemente financiado y se puedan hacer reformas estructurales".

La revolución hospitalaria del PP

La vicepresidenta segunda del congreso ha reiterado que el PP no instaurará el copago -"no se puede imponer el copago a un diabético que no ha elegido su enfermedad", ha dicho- y ha apostado por unificar la cartera de servicios sanitarios de todas las comunidades autónomas para que todos los ciudadanos puedan acceder a los mismos servicios y bajo los mismos criterios.

Sobre las reformas estructurales, la exministra ha apuntado que el PP cambiará la atención primaria y hospitalaria para que los hospitales tengan "horarios flexibles" y se dotará de "autonomía de gestión" a los ambulatorios "a cambio de responsabilidad".

La responsable de participación social del PP ha desgranado durante su conferencia algunas de las propuestas para reformar el sistema sanitario español, dotándolo de "una financiación suficiente y una gestión eficiente". A su juicio, no será necesario recortar servicios a los ciudadanos, sino hacer una gestión más eficaz, y ha puesto como ejemplo que "el número de recetas en España casi duplica el de países de nuestro entorno".

"Reducir las diferencias de salud de los ciudadanos" según la comunidad en la que vivan es otra de las preocupaciones del PP, pues, según Pastor, la morbilidad por determinados tipos de cáncer varia hasta un 7% de una comunidad a otra. "No podemos permitirnos 17 calendarios vacunales y hemos de acabar con el 'y yo más'", ha dicho en alusión a que unas comunidades prestan más servicios de salud pública que otras.

También ha anunciado una "revolución en la políticas de recursos humanos, con otro sistema retributivo" para médicos y enfermeras que prime "al que hace mucho y bien, frente al que hace poco y mal". Pastor ha insinuado que abrirá la posibilidad de que las farmacias amplíen sus funciones y puedan hacer, por ejemplo, "atención domiciliaria".

La revolución en los hospitales anunciada por Pastor iría encaminada a que "un paciente que entra por la mañana en un hospital, salga por la tarde con todo resuelto y todas las pruebas diagnósticas hechas". También ha prometido actuar sobre la política farmacéutica para dotar a este sector de "estabilidad un mínimo de ocho años", incentivando la innovación y no rebajando los precios de los fármacos "porque esto genera confusión".

"Los precios de los fármacos han de ser iguales para toda España y tratar a todos los pacientes con las mismas dosis", ha señalado la dirigente del PP, que ha situado como otra de sus prioridades establecer "una única cartera de servicios" y la creación de una Agencia de Evaluación Sanitaria estatal que examine constantemente el buen funcionamiento del sistema.

Pastor ha situado la sanidad, junto a la educación, los servicios sociales, las pensiones y la dependencia, como las bases del Estado del bienestar, pero ha puntualizado que éste solo se garantiza con una "buena política económica".

Tras criticar la política del Gobierno socialista, que, según ella, "deja España endeudada hasta las cejas y se ha gastado lo que no tenía en cosas innecesarias", ha alertado de que esto ha puesto "en riesgo el Estado del bienestar", por lo que "tendremos que apretarnos el cinturón". "No nos podemos gastar lo que no tenemos", ha dicho la exministra popular, que ha asegurado que la sanidad es la que más sufre la crisis y que "aún hay facturas sanitarias que están en pesetas".

Derogación de la ley del aborto

En el mismo acto, Pastor también ha prometido que si su partido gana las próximas elecciones derogará la actual ley del aborto, que entró en vigor hace un año, "porque es injusta e innecesaria". Ha recordado que su partido tiene recurrida al Tribunal Constitucional la nueva ley del aborto.

"Nuestro compromiso es derogar una ley que nos parece injusta e innecesaria, porque nadie la pedía", ha contestado la exministra a la concejal del PP del Ayuntamiento de Sant Cugat del Vallés (Barcelona) María Dolores Domenec, que ha preguntado a la dirigente del PP cuál era su opinión sobre los 3,5 millones de euros que la Generalidad ha concedido a dos clínicas para que, de acuerdo con la ley, practiquen los abortos.

La exministra le ha respondido que la Generalidad ha aplicado lo que dice la ley de 5 de julio de 2010, con la que ella no está de acuerdo.

En Sociedad

    0
    comentarios
    Acceda a los 28 comentarios guardados

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot