Menú

La EPA y la ETA en ‘El País’, el taller mecánico del Rey y los "ultrafaisanes" de FJL

Mucho paro en las portadas de este sábado de la prensa, buena excusa para ningunear a las víctimas, si es que les hiciera falta alguna.

0

 

En la portada de El Mundo nos asalta la cifra redondeada y en toda su inmensidad: "5.000.000 en paro y una mentira", que es la del Gobierno intentando colgarle el muerto, en este caso el parado, al PP.

No hay referencia en la portada del diario de Unidad Editorial a la manifestación de esta mañana, pero sí una imagen que es el mejor estímulo para acudir: Patxi López tendiendo la mano a los bildutarras en su despacho. Deprimente, indignante, cabreante, vergonzoso... elijan ustedes, y no es necesario que sea sólo una opción.

En el interior destaca la página de cuádruple artículo de Federico Jiménez Losantos en el que habla, entre otros, del asalto a la casa de Esperanza Aguirre, dejando claro que la versión del "subministro de Interior" era "un poco falsa" y apostando porque los asaltantes no eran ultrasur, como se dijo en su día, sino "ultrafaisanes".

El País repite en su portada la estructura la de El Mundo, con la diferencia de que cambia la mención a la mochila del 11M por un inane tema de internacional. La foto de Patxi es la misma, así que uno ya no sabe si nos invitan en Prisa a acudir a la manifestación de la víctimas o están tan a lo suyo que no se dan cuenta de lo repugnante de la imagen.

Lo mejor, la crónica política de Fernando Garea que lamenta en su titular: "El paro oculta a ETA en la campaña", ay. "La EPA sepultó a ETA" nos dice en su primera frase. ¡Y yo que me creí lo de que el terrorismo no debía entrar en campaña! No gana uno para disgustos con la prensa socialdemócrata.

En ABC hay que destacar la maravillosa ‘tercera’ de semidespedida de Mingote, que pide dejar la viñeta diaria... ¡a sus 92 años! Un día histórico para el periódico de Vocento y para toda la prensa española y un día que lamentamos, aunque comprendemos al maestro del lápiz y, desde este modesto rincón, le dedicamos un abrazo y, sobre todo, le damos las gracias por esos miles de viñetas, esos millones de sonrisas y, sobre todo, esas toneladas de inteligencia que nos ha regalado.

Después de esta noticia triste, o no, ABC nos regala una frase divertida del Rey, ahora en la cumbre Iberoamericana, sobre sus dolencias varias: "Lo mío es de taller mecánico: entras, te arreglan y ya está". Lástima que los males de la nación no sean tan sencillo... o que no hayamos encontrado a ese genio de la mecánica.

En La Razón ya no saben como agradecerle a Rajoy su calidad de estadista y lo maravilloso que es (entienda que hay cierta ironía en esta) así que este sábado lo sacan en portada por enésima vez y se pregunta uno si no se habrán pasado de frenada: acompaña a la impactante cifra del paro, que no es buena compañía.

Nada sobre las víctimas en el interior (no sea que se molesten los jefes) y el único que salva un poco el honor del periódico es el viñetista Montoro, que da la cita y un mandoble a Duran en un único dibujo y por el mismo precio.

En La Gaceta hablan de "trágica herencia socialista" en portada, en referencia por supuesto a la EPA, pero en el editorial son todavía más contundentes: "El paro es socialista", titulan, hablando de "seña de identidad del PSOE". Estaría bien que se equivocasen, pero la historia y los datos les dan la razón.

Si hablan de la manifestación de las víctimas, por supuesto, y también invitan a ir a ella con la foto de Patxi, aunque los compañeros de Intereconomía lo hacen con toda consciencia y con un durísimo titular: "López estrecha la mano a ETA".

En Público se les nota fastidiados por el dato del paro, no tanto por los parados (algunos incluso compañeros suyos hasta hace bien poco), aunque es de suponer que también, sino que se les ve más preocupados por cómo vender el pollino de que la culpa es de la derechona. El titular empieza por tapar la cifra: "Rubalcaba culpa a la austeridad y Rajoy al Gobierno". Notición, vaya.

En el interior varios opinantes se centran en recordarnos lo malísima que es la austeridad, como si de verdad fuéramos austeros y, sobre todo, como sí durante los años en los que se ha gastado a espuertas no hubiera subido el paro (de hecho, subió más todavía).

¿Falta de tomarse unas arrobas de De Memory o mucho morro? Ustedes deciden que yo ya he dicho demasiado. 

En Sociedad

    0
    comentarios

    Servicios