Menú

'El País' y el Museo del Orinal

Sondeos, noticias deportivas, entrevistas un punto envejecidas... es el menú de la prensa de papel para este último lunes de agosto.

0

Y es que estamos ante uno de esos días en los que la prensa ha salido demasiado tarde o que, si lo prefieren, la noticia ha llegado tarde, así que el principal y desgraciado tema del día – la aparición de los restos de los niños secuestrados y asesinados en Córdoba – no está en las portadas.

En El Mundo, por ejemplo, estira los datos del sondeo publicado este domingo y nos dice como primer asunto de portada que "sólo el 25% de los vascos es partidario de la independencia". El dato es sorprendente porque supondría que un porcentaje importante de los votantes, no ya del PNV sino del propio Bildu, no serían independentistas. La verdad, pocos casos de una confusión vital así he visto en mi vida, quizá el de esos neonazis que resulta que eran judíos, el último hace unos días.

Tampoco está mal, en cuanto a sustancia grotesca, la entrevista de contraportada con Juan Echanove. Además de opinar sobre lo divino y lo humano el actor se define a sí mismo como artista, ejem, y lamenta que en este país no les demos el suficiente cariño: "Hemos aparecido ante la opinión pública como unos bebedores, unos mantenidos...". Pobrecito.

Eso sí, sólo una pregunta antes el propio "artista" nos relataba su paso por la facultad de derecho: "(...) llegar a la facultad y quedarnos en el bar. Esperábamos a que salieran los bocadillos de tortilla, que eran fabulosos. No íbamos a la primera clase, no íbamos a la segunda, ni a la tercera, y ya a la cuarta para qué ibas a ir si no habíamos ido a las otras tres". ¿Vagos, bebedores? ¡Hay que ver que mala es la opinión pública!

En El País se deciden por temas internacionales para la portada, tanto en la noticia principal, "Siria sufre su peor matanza ante la pasividad internacional", como para la imagen, que es un curioso mosaico de fotografías de Neil Armstrong en las pantallas de la convención republicana.

Lo mejor del día en el periódico de Prisa, y no busquen ustedes en esto segundas intenciones ni más maldad de la estrictamente necesaria, está en el encantador reportaje sobre el Museo del Orinal de Ciudad Rodrigo.

La benemérita institución guarda una prodigiosa colección de 1.300 orinales, bacinillas y dompedros que se ve que hacen las delicias de miles de turistas, más de los que visitan la vecina catedral, nos dice El País con un toque ligeramente anticlerical, quizá involuntario.

En ABC la imagen de portada es para una Merkel que se sienta en un sillón rojo frente al Reichstag y se diría, a tenor de lo que uno oye y lee por ahí de la mandataria alemana, que desde allí domina el mundo que ríanse ustedes del ojo de Sauron en Mordor. "Merkel presiona al BCE para que no compre deuda". Qué maldad la de la teutona que no quiere pagarnos el dinero que despilfarramos en el pasado y seguimos malgastando en el presente.

Hablando de despilfarro, el mayor titular del periódico de Vocento es para un bonito tema en la línea de la cosa pública que está tratando en Libertad Digital Luis del Pino: "Las autonomías gastan más de 30 millones en órganos consultivos".

La Razón abre con uno de sus sondeos de NC Report, en este caso sobre las elecciones vascas. Las noticias tampoco son buenas: "Deriva soberanista en el País Vasco", dice sobre la supermegamayoría que podrían tener PNV y Bildu. Yo lo llamaría independentista más que soberanista, pero bueno, tampoco nos peleemos por esos matices, que todos sabemos de qué estamos hablando.

La foto, a todo el ancho, es para la fiesterita propalestina que se han dado los de Bildu, con el alcalde de San Sebastián a la cabeza, con motivo de la visita de los que apoyan a Hamas. Aquí podríamos decir algo así como ‘los que apoyan a mis asesinos son mis asesinos’.

Por último, La Gaceta nos advierte desde portada de que "PP y PNV prevén un gesto inminente de ETA para favorecer a Patxi López y Bildu". Mientras tanto los "verificadores internacionales" ya andan enredando por el País Vasco – y es de suponer que poniéndose morados.

La fotografía, un tanto extraña, es del ministro José Ignacio Wert, ilustrando una entrevista con del Educación y Cultura en la que habla de la polémica de los colegios con educación diferenciada y de otros temas. Dice, como casi siempre, cosas interesantes Wert, que desde luego ha sido una de las pocas sorpresas positivas del gobierno de Rajoy.

En Sociedad

    0
    comentarios

    Servicios