Menú

La Junta andaluza reconoce que faltan 300 depuradoras tras 26 años de gobiernos socialistas

La consejera andaluza de Medio Ambiente, Cinta Castillo, aseguró ayer lunes que uno de sus compromisos en esta legislatura es completar al cien por cien el saneamiento y depuración de las aguas residuales, tal y como manda una normativa europea que daba de límite el 11 de enero de 2006 para finalizar esta tarea, pero que ha concedido ahora una carta de aplazamiento de cinco años para acatarla.

0
La consejera andaluza de Medio Ambiente, Cinta Castillo, aseguró ayer lunes que uno de sus compromisos en esta legislatura es completar al cien por cien el saneamiento y depuración de las aguas residuales, tal y como manda una normativa europea que daba de límite el 11 de enero de 2006 para finalizar esta tarea, pero que ha concedido ahora una carta de aplazamiento de cinco años para acatarla.
L D (Pedro de Tena) Con ello, la Consejera admite dos cosas: que en 26 años el PSOE y sus gobiernos, con miles de millones de euros de presupuestos año tras año, han sido incapaces de resolver el problema de la depuración de aguas en las poblaciones andaluzas pequeñas y medianas. Y además, reconoce que incumplió la normativa europea.

Para acabar con los problemas de saneamiento y depuración de las poblaciones medianas y pequeñas en las zonas rurales andaluzas, la consejera admitió ayer que es preciso poner en marcha un plan de choque que contempla la construcción de unas 300 depuradoras cuyo coste se elevaría a los 1. 500 millones de euros. Teniendo en cuenta que Andalucía tiene 770 municipios, el problema de la depuración afecta casi al 40 por ciento de la Andalucía con menores niveles de renta y desarrollo. Eso sí, para resolver esto ahora, se proponen nuevos impuestos que recaerán sobre todos los andaluces en el reciente Acuerdo Andaluz por el Agua.

Pero, ¿qué ha pasado con el agua en Andalucía desde que Zapatero se cargó el Plan Hidrológico Nacional, un plan a cuya inauguración se apuntó Chaves, el mismo Chaves que luego lo despreció siendo cómplice de su derogación? Recuerden aquellos tiempos de "manitas" y arrumacos en el supuesto y estrafalario eje catalano-andaluz del que nunca más se supo tras haber ayudado a Maragall a sacar su Estatuto y haber logrado además, don Pascual, el más abyecto silencio de Chaves sobre la insolidaridad de las regiones del Norte con el Sur andaluz.

El Gobierno del Partido Popular aprobó un Plan Hidrológico Nacional con una inversión para Andalucía de 4.101 millones de euros, 2.280 de ellos destinados a abastecimiento y calidad del agua. El PHN se ha ejecutado en un 21’01%. Sobre estas inversiones el 70% fueron realizadas con la gestión del gobierno del Partido Popular. La derogación del Trasvase del Ebro por el Gobierno de Zapatero ha supuesto que Almería siga sin recibir los 95 Hm3 que necesita.

Mientras tanto el Ebro vierte al mar una media de 7.000 Hm3/año y Zapatero no ha podido poner en funcionamiento ninguna de las infraestructuras alternativas prometidas que supondrían más agua para Almería.

En estos momentos de sequía, si Andalucía puede disfrutar de 400 Hm3/año más que en la última sequía (91-94), es precisamente por el esfuerzo realizado por el Gobierno Popular que construyó dos desaladoras, –una en Málaga y otra en Carboneras–, el pantano de Guadalcacín II, el trasvase Guadiaro-Majaceite, entre otras actuaciones. El embalse, la gran presa del Andévalo, la tercera mayor de Andalucía con una capacidad total de 600 hectómetros cúbicos --sólo superada por el embalse Iznájar en Córdoba (981 hm3) y Guadalcacín en Cádiz (800 hm3)-- que supone un incremento de un 43 por ciento de los recursos hídricos de la provincia de Huelva, no está operativa para los regantes cuatro años después de haber sido inaugurada por el gobierno de José María Aznar. 

Depuración de aguas

 La inversión necesaria en Andalucía para cubrir las expectativas de la Directiva 91/271, de saneamiento y depuración, en el horizonte enero 2006 era 1.770 millones de euros. Sin embargo, la presupuestos anuales
de los últimos años han destinado sólo unos 60 millones de euros.

En estos momentos todavía faltan por construir 174 depuradoras de las 445 que debían haber estado construidas en el 2006 y la consejera aumenta esta cifra hasta 300. Para el total cumplimiento de la Directiva 27 de abril 2000 sobre adecuación y tratamiento de lodos provenientes de EDAR, se estima un déficit inversor de 355 millones de euros adicionales para le cumplimiento de la directiva.

Pese a las necesidades de agua en Andalucía, la Agencia Andaluza de Agua no ejecuta todas sus inversiones, ejecutando sólo el 19’18% en 2005 y el 59% en el 2006; y destina 60 millones de euros a gastos corrientes.

Que a poco más de un mes de terminar la legislatura, Chaves se haya callado de nuevo ante el transporte del agua de la desaladora de Carboneras a Cataluña vía puerto de Almería, puerto que se amplía para soportar este transporte de agua, mientras no se invierte lo necesario en las tuberías necesarias para que 25 pueblos de Almería tengan agua de la misma desaladora, es demasiado. El agua de los idiotas, decía el director de ABC de Sevilla en un artículo tras glosar la situación. Pues sí, seguramente es cierto, a juzgar por la marcha de las encuestas electorales, que le dan una holgada mayoría a Manuel Chaves.

En Sociedad

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot