Menú

Los médicos de Baleares salen a la calle contra la imposición del catalán

Más de 3.000 médicos en Mallorca, 200 en Ibiza y unos 100 en Menorca se han manifestado este miércoles contra la imposición del catalán que lleva a cabo el Gobierno socialista-nacionalista de Baleares. En Ibiza 40 médicos ya han anunciado que se marchan.   

0

(Libertad Digital) Según estas cifras facilitadas por el sindicato del sector sanitario SETSA que cita mallorcadiario.com han sido unos 4.000 en total los médicos que se han manifestado contra la imposición del catalán que perpetra el hexapartito  que gobierna las islas.

"Normalización sin imposición", "Castellano o catalán, lo primero es calidad" o "Menos política, más sanidad", son algunas de las frases que se han podido leer y escuchar en las concentraciones, cuyos protagonistas han pedido reiteradamente la dimisión del consejero balear de Salud y Consumo, Vicenç Thomàs. También han demandado su dimisión la presidenta del PP en las islas, Rosa Estaràs, quien ha asistido a la movilización celebrada en la plaza de España, que ha durado alrededor de una hora.

Además, cuarenta médicos especialistas de Ibiza ya han anunciado su intención de dejar la isla, ante las políticas totalitarias típicas del nacionalismo. El Sindicato Médico de Baleares (Simebal), ha informado hoy de que "unos cuarenta especialistas del Hospital de Can Misses (Ibiza) han notificado su intención de marchar y abandonar las islas" por la obligatoriedad de aprender catalán establecida por un decreto aprobado por el Govern balear el viernes.

El secretario general del Simebal, Isidro Torres, ha señalado, en declaraciones a Efe, que dichos profesionales han remitido una carta "firmada con nombres, apellidos y DNI" al delegado del sindicato en Ibiza, informándole de dicha voluntad de abandonar su puesto. El delegado sindical en Ibiza, Ignacio Fernández, ha puntualizado a Efe que dicha carta no es una renuncia directa, pero "sí plantea que están pensando seriamente en irse".

La carta de los facultativos afirma: "Nos vamos y no seremos pocos, los que viviendo años en esta tierra acogedora, estemos dejando nuestro trabajo que, o quedará vacío, con la consiguiente pérdida para todos, o se ocupará por otros compañeros quizá de lejanas tierras y algunos casi sin hablar castellano ni por supuesto catalán".

El escrito especifica que la razón es la norma aprobada por el Gobierno balear, que califica de "decretazo", y de la que indica que "obligará a un número no desdeñable de médicos tanto de Atención Primaria como especializada a trasladarse de comunidad muy a su pesar, pues se les cierran las puertas para la continuidad en su puesto de trabajo si no son aptos en catalán".

El Gobierno balear aprobó el pasado viernes el decreto que exige al personal sanitario que trabaje en el servicio público de salud de Baleares la acreditación de un nivel B de catalán. La norma incluye una exención temporal de dos años para que los profesionales que no conozcan el catalán lo aprendan, que ayer fue prorrogada a tres años para quienes opten a una plaza o a un traslado hacia las islas.

El secretario general del Simebal ha advertido de que el planteamiento de renuncia por parte de cuarenta especialistas "en un hospital pequeño, como es el de Ibiza, es una cifra terrible". Torres ha recordado que el sindicato informó de que si se aprobaba el decreto que exigía el certificado B de catalán en la Sanidad pública "iban a marchar como mínimo unos veinte especialistas", cifra que se ha visto superada en la carta. "Esto sí que es preocupante y no hace más que constatar y dar más carta de naturaleza a nuestra protesta", ha señalado Torres acerca de la manifestación convocada hoy en las cuatro islas contra el decreto.

En Sociedad

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 12 comentarios guardados

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco