print
PREGUNTA A MONTILLA SI PRIMÓ LA INAUGURACIÓN SOBRE LA SEGURIDAD

Mas dice que Ferrocarriles de la Generalidad informó de los problemas del túnel cinco días antes de cerrarse

  Artur Mas ha revelado que Ferrocarriles de la Generalitat (FGC) informó el 15 de octubre de una incidencia en un túnel cerca de las obras del AVE, pero no se actuó hasta cinco días después, cuando se tuvo que cerrar la vía para evitar riesgos. Mas ha reclamado a Montilla que "dé explicaciones" porque "si se llegase a detectar que, conscientes de que había un problema de seguridad", se primó la inauguración del AVE el 21 de diciembre, el Gobierno catalán sería "corresponsable" de los problemas generados.

Noticia publicada el 14-11-2007

LD (Agencias) En su réplica, Montilla advirtió a Mas de que "hacer insinuaciones no es decir la verdad" y aseguró que se decidió interrumpir la circulación de trenes en la zona afectada "cuando se vio que había peligro". "Insinuar lo contrario le desacredita a usted", le espetó a Mas, y añadió: "A usted le han vuelto a enredar los suyos, le han tomado el pelo y por un titular no todo se vale". El presidente catalán explicó que, si el maquinista de FGC detectó el problema en el túnel fue "precisamente" porque por motivos de seguridad se le hacía circular a 30 kilómetros por hora en ese tramo de vía, "porque se estaban haciendo obras encima". "Cuando se constató que había peligro, no lo decidió el maquinista, sino que desde la central se le dijo que volviera" a la estación de origen y se decidió interrumpir el servicio de ferrocarriles, señaló.
 
Montilla destacó que "cada día no se toman estas decisiones", sino que sólo se hace cortar el servicio "cuando hay motivos de seguridad". "El túnel no se ha hundido y seguramente el tren hubiera podido pasar, pero para garantizar la seguridad se hizo esto", explicó, y reprochó a Mas que "intente lanzar sospechas y generar miedo" entre la ciudadanía "porque eso no es un acto de responsabilidad". El presidente de la Generalidad respondía así a las peticiones de Mas para que explicara si se conocían o no desde antes del 20 de octubre las "incidencias" que afectaban al túnel de FGC y que obligaron finalmente a suspender el servicio de varías líneas de FGC y de Cercanías de Renfe, como señala el informe de FGC del 15 de octubre que CiU llevó hoy al Parlament.
 
Mas instó a Montilla a explicar "qué medidas" se tomaron tras conocer ese informe, "porque allí podían haber consecuencias de seguridad para la gente". El presidente de CiU reprochó al presidente catalán que fuera el maquinista del tren el que "viera como caía el hormigón" en la vía y tuviera que dar marcha atrás. "Esto no es crear psicosis de miedo, sino explicar lo que pasó. El Govern tenia constancia de todo esto y ustedes han de dar la cara", aseveró. Aunque aseguró "no hacer la afirmación con rotundidad", Mas apuntó que si se constata que se conocían las filtraciones de hormigón en la vía afectada días antes del problema, "el Gobierno catalán será corresponsable" de los problemas originados por esta incidencia.
 
En la crisis de infraestructuras, Montilla consideró que la propuesta del PP catalán para crear una comisión de seguimiento en el Parlamento para controlar todas las obras que se realizan en Cataluña "no es ni novedosa ni supone una aportación relevante", y reiteró que el Gobierno "trabaja" por asegurar las prioridades de la seguridad para trabajadores y usuarios, restablecimiento del servicio y llegada del AVE, por ese orden.
 
Montilla volvió a su discurso de la semana pasada en Madrid, en el que alertó de que el desapego de la sociedad catalana hacia el Estado podría ser "irreversible", y acusó al PP de ser responsable de esta "desafección" catalana. "Hay quien no quiere resolver" este problema, porque "trabaja por la desafección de la sociedad catalana respecto a España", entre los que señaló a "los que más han criticado" su discurso en Madrid, "los que presentaron recursos contra el Estatut y los que recogen firmas para celebrar un referéndum ilegal contra Catalunya o promueven boicots hacia empresas catalanas", denunció Montilla. Así, insistió en acusar al PP de "hacer de Catalunya una forma de ganar votos en España de cara a las elecciones generales" y se mostró convencido de que los populares "no conseguirán" acrecentar el desapego catalán del Estado, porque el Gobierno catalán trabajará en su contra.
 
Contra las afirmaciones del presidente de C's, Albert Rivera, Montilla negó que su discurso en Madrid de la semana pasada fuera "victimismo ni lamento fácil", sino de alerta sobre "una situación creciente de desafección" en Catalunya que, dijo, "no es de ahora ni de unos meses, si no de todo un proceso" de hace tiempo, aludiendo a "la campaña contra el Estatut" del PP y el "boicot a empresas catalanas". Así, insitió en que existe "malestar" y un "riesgo de desafección creciente si no se solucionan los viejos problemas".
 
El presidente del PP catalán, Daniel Sirera, ha alertado de que las obras del AVE en la entrada de Barcelona pueden acabar convirtiéndose en "otro Carmel" y ha apuntado las graves responsabilidades en las que podría haber incurrido José Montilla. Sirera ha considerado "muy grave" que el propio jefe del gobierno catalán "reconozca" que hay que hacer más catas y más estudios para acabar las obras. "¿Significa eso que se han estado haciendo las obras sin los suficientes estudios y catas? ¿Nos está diciendo que tenemos delante otro Carmel?", se ha interrogado.

El líder del PP catalán ha conminado a Montilla a aclarar si, desde antes del 20 de octubre, "ya estaba alertado de que podían haber problemas" en ese punto de las obras y, en cambio, "no hizo nada y permitió que FGC continuasen circulando". "Si se confirma que usted sabía que podía pasar algo y permitió que los trenes de FGC continuasen funcionando por ahí debajo, la responsabilidad quizás deje de ser sólo política, señor Montilla", ha advertido Sirera en tono de gravedad.

"¿Usted duerme bien?", le ha preguntado a Montilla, antes de recordarle que la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, dijo que "duerme muy plácidamente, mientras más de 160.000 catalanes deben levantarse dos horas antes por culpa de su ineficacia". "Los vecinos del Gornal no pueden dormir por miedo a que las grietas hundan sus hogares. Los vecinos de Sants no pueden dormir por el ruido de las obras", ha denunciado Sirera, que ha emplazado a Montilla a "plantar cara" al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero y exigir el cese de la ministra.

Según Sirera, los ciudadanos no pueden "fiarse" de las administraciones socialistas que se encargan de las obras. "Después del caos en el que nos han metido, es evidente que los socialistas no sirven para gobernar, todo lo que tocan lo rompen o lo estropean", ha afirmado. Sirera ha criticado el papel jugado por la Generalidad en esta crisis ferroviaria, ya que simplemente "guarda silencio, mira hacia otro lado y culpa a los demás".

A su juicio, Montilla actúa más como primer secretario del PSC que como presidente de la Generalidad. Asimismo, Sirera ha recordado que cuando años atrás se decidió el trazado del AVE a su llegada a Barcelona, Montilla, entonces alcalde de Cornellà, "hizo más que nadie para avalar el trazado que se está construyendo, pese a que era el más peligroso".



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados