Menú

Molina aclara que cesó a Regás por seguir de vacaciones después del robo

Guerra abierta y a voces entre el nuevo ministro de Cultura y la ex directora de la Biblioteca Nacional. Rosa Regás lleva despotricando de César Antonio Molina desde que éste forzó su dimisión hace dos días. Incluso le ha acusado de entorpecer la investigación de la Guardia Civil sobre el robo de los mapas. Molina dice que se limitó a pedirle que suspendiera las vacaciones después del robo.

0
Guerra abierta y a voces entre el nuevo ministro de Cultura y la ex directora de la Biblioteca Nacional. Rosa Regás lleva despotricando de César Antonio Molina desde que éste forzó su dimisión hace dos días. Incluso le ha acusado de entorpecer la investigación de la Guardia Civil sobre el robo de los mapas. Molina dice que se limitó a pedirle que suspendiera las vacaciones después del robo.
"
L D (EFE) Molina hizo estas afirmaciones durante su comparecencia en la Comisión de Cultura del Congreso, a instancias de varios portavoces, que le preguntaron por las declaraciones con las que Regás justificó el pasado lunes su dimisión y en las que afirmaba que el ministro le había reprochado no haber hecho "nada" durante sus más de tres años de gestión al frente de la Biblioteca Nacional.
 
"En ningún momento se ha dicho lo que ha dicho ella", dijo Molina en su respuesta a los grupos, en la que ofreció su versión sobre la reunión mantenida con Regás el pasado viernes, día en que la Biblioteca Nacional informó del robo de dos mapamundis de sendos ejemplares de la edición incunable de 1482 de la obra de Ptolomeo "Cosmografía".
 
El ministro explicó que, ante ese robo, "había dos opciones: o transparencia informativa u ocultamiento" y añadió que "ese era el único tema a tratar" en la reunión. "La directora (de la Biblioteca Nacional) estuvo en mi despacho en presencia de la subsecretaria y de mi jefa de prensa y ahí en ningún momento se ha dicho lo que ha dicho ella", añadió.
 
Según Regás, en esa reunión fue cuando Molina le dijo que no había hecho "nada" al frente de la Biblioteca Nacional, lo que la escritora consideró una "total falta de confianza" por parte del ministro que le llevó a presentar la dimisión.
 
Molina señaló que la denuncia por el robo de los documentos fue hecha por el Ministerio de Cultura y firmada por la subsecretaria del departamento, María Dolores Carrión, "en ausencia" de la directora de la Biblioteca Nacional. Molina afirmó que Regás estuvo "ausente de la Biblioteca", "a sabiendas de lo que había pasado", y que tras conocer el robo no comentó este suceso "ni a su ministro ni a nadie".
 
"La hice venir desde Girona, en donde estaba, y le dije que se pusiera a trabajar en este asunto", agregó el ministro, quien aseguró que la cuestión "no es que se produzca un robo", sino "las maneras de afrontar ese acontecimiento". El ministro insistió en que en el asunto del robo ha actuado "con la transparencia que siempre ha tenido el Gobierno" y se mostró "orgulloso" de ese comportamiento.
 
Los papeles de Salamanca se devolverán "lo más rápido posible"
 
El ministro de Cultura aseguró también que el Gobierno "cumplirá la ley" y restituirá los documentos del Archivo de Salamanca que quedan pendientes de devolución a sus propietarios en Cataluña "lo más rápidamente posible".
Yo no sé si muchos de ustedes tienen sus papeles allí. Los de mi familia están en Salamanca", prosiguió Molina, quien añadió que, por este motivo, entiende perfectamente las demandas de "todas las partes".

Sin embargo, Molina eludió fijar una fecha para que se reúna la Comisión Mixta (Gobierno-Generalidad) encargada de dar el visto bueno al traslado, tal y como le exigieron en sus intervenciones los representantes de CiU, ERC y IU-ICV.

En Sociedad

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios