Menú

Un líder musulmán de Ceuta critica que las mujeres maltratadas denuncien a sus agresores

Aconseja que pasen "seis horas" y "el asunto se enfríe". La Delegación del Gobierno en Ceuta ha trasladado a la Fiscalía sus declaraciones.

LD/Agencias
76

La Delegación del Gobierno en Ceuta ha trasladado a la Fiscalía unas declaraciones del presidente de la Unión de Comunidades Islámicas de la ciudad, Laarbi Maateis, en las que decía que las campañas contra la violencia contra la mujer crean "más odio y siembran más radicalización".

En un comunicado recogido por Efe, la Delegación del Gobierno ha anunciado que ha adoptado esta decisión por si las declaraciones, publicadas este jueves en el diario digital Ceuta Actualidad, fueran constitutivas de un delito de apología de la violencia.

En esa entrevista, al ser preguntado por las campañas contra la violencia doméstica, Laarbi Maateis, dice que "crean más odio y siembran más radicalización y separan matrimonios. Estas campañas por un simple debate de la familia incitan a la mujer, al mínimo detalle, a llamar al 016, al 091 o al 012".

El dirigente islámico afirma que es "un gravísimo error porque pasan seis horas y marido y mujer se arrepienten" y añade que una vez que interviene la Policía "ya no hay manera de reconciliar este matrimonio, ya no queda amor, ni confianza, ni intimidad".

Por ello, aconseja tomarse un tiempo, "dejar que el asunto se enfríe y que la familia asesore a los dos y llegar así a puntos para unir a la familia y no hundirla, separarla y romperla. Esta violencia está pasando por estos asuntos".

"Enérgico rechazo" del Gobierno

Tras estas declaraciones, la Delegación del Gobierno en Ceuta ha manifestado este viernes su "enérgico rechazo ante cualquier actitud, pública o privada, que ponga de manifiesto una mentalidad machista y discriminatoria, con el convencimiento de que esto supone una apología de la violencia contra las mujeres".

La Delegación del Gobierno ha recordado que durante este año 50 mujeres han sido asesinadas en España, de las que solo diez habían denunciado a su agresor y de ellas cuatro no continuaron el proceso al no ratificar la denuncia.

"La violencia contra la mujer es una lacra social que debe denunciarse para poder ser erradicada y que penalmente está castigada por nuestra legislación, único modo de romper este ciclo para que el culpable no quede impune", recuerda la Delegación del Gobierno.

El ente gubernativo asegura que con las campañas de sensibilización y prevención de la violencia de género, el Gobierno pretende que este fenómeno "no permanezca oculto, que se conozcan y entiendan sus causas y que cada individuo tome un papel activo de manera personal o colectiva en combatirlas".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios