Menú

Visita secreta de Netanyahu a Arabia Saudí para reunirse con el príncipe heredero y el secretario de Estado Mike Pompeo

¿Va Arabia Saudí a firmar la paz con Israel? La visita de Netanyahu al reino saudí dispara los rumores que ya venían corriendo desde hace meses.

0
¿Va Arabia Saudí a firmar la paz con Israel? La visita de Netanyahu al reino saudí dispara los rumores que ya venían corriendo desde hace meses.
Benjamin Netanyahu, en un acto de campaña. | EFE

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, viajó en secreto este domingo a Arabia Saudí para reunirse con el príncipe heredero del país, Mohamed bin Salmán, lo que ha disparado de las especulaciones de que el reino podría seguir los pasos de Bahréin, Emiratos Árabes Unidos y Sudán y firmar un acuerdo de paz con Israel en la línea de los que se han conocido como Acuerdos de Abraham.

Netanyahu viajó acompañado del jefe del Mossad, Yossi Cohen, y en el encuentro también participó el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, según las fuentes israelíes citadas por el diario Haaretz, que ha dado la primicia del viaje.

"Netanyahu está haciendo la paz"

Aunque por ahora no hay ni confirmación ni desmentido oficial del histórico viaje, un asesor de Netanyahu ha venido a ratificar la información con un mensaje publicado en su cuenta Twitter. "Gantz está jugando a la política mientras Netanyahu está haciendo la paz", ha escrito Topaz Luk en la citada red social.

Con ello, el asesor se refiere al anuncio el domingo por parte del ministro de Defensa, Benny Gantz, de una comisión gubernamental para investigar la supuesta corrupción en la compra de submarinos a Alemania, que afectaría al primer ministro.

Según el diario Yediot Ahronot, ni Gantz ni el ministro de Exteriores, Gabi Ashkenazi, miembros ambos de Azul y Blanco, el socio de coalición del Likud de Netanyahu, fueron informados de antemano del viaje pese a que el mismo domingo habían coincidido en un acto en memoria de David Ben-Gurion.

Cuatro horas de visita

Netanyahu permaneció unas cuatro horas en suelo saudí y el encuentro tuvo lugar en Neom, en la costa del mar Rojo. Partió a las 19:50 horas en un avión privado desde el aeropuerto de Tel Aviv y aterrizaron a las 20:30 horas para regresar a Israel después de medianoche. Según la radiotelevisión pública Kan, el primer ministro viajó en el avión del empresario Ehud Angel, el mismo que empleó para su viaje secreto a Omán en mayo de 2019.

De acuerdo con este mismo medio, las conversaciones se centraron en Irán, enemigo común de Israel y Arabia Saudí, y en la futura administración de Joe Biden en Estados Unidos. Horas antes, Netanyahu había pedido a Biden que Estados Unidos no retorne al acuerdo nuclear con Teherán, que abandonó en 2018. "No puede haber marcha atrás hacia el acuerdo nuclear anterior", sostuvo.

¿Nuevo acuerdo de paz?

En las últimas semanas se ha venido especulando con que Arabia Saudí podría seguir los pasos de Bahréin y Emiratos Árabes Unidos, a los que después se sumó Sudán, y firmar un acuerdo de paz con Israel. El presidente estadounidense, Donald Trump, que ha mediado en la consecución de dichos acuerdos ha dicho en varias ocasiones que pronto habrá otros países musulmanes que sellen la paz con los israelíes, citando expresamente a Arabia Saudí.

Según han venido informando distintos medios, el príncipe Mohamed, conocido por su impulso reformista tanto en su país como en la región, sería partidario de firmar el acuerdo de paz pero su padre, el rey Salmán, no estaría a favor por el momento de dar ese paso.

Este mismo domingo, el ministro de Exteriores saudí, el príncipe Faisal bin Farhan al Saud, sostuvo que el reino "ha apoyado la normalización con Israel durante mucho tiempo, pero debe ocurrir primero una cosa muy importante: un acuerdo de paz completo y permanente entre israelíes y palestinos".

La paz más importante

A nadie se le puede escapar que el acuerdo entre Israel y Arabia Saudí —que en muchos aspectos y desde luego el religioso y el simbólico es el país más importante del todo el mundo árabe y de los musulmanes sunitas— tendría un impacto descomunal en las relaciones del país hebreo con el mundo y en la configuración estratégica de una zona como Oriente Medio, que ha sido foco constante de conflicto e inestabilidad desde hace un siglo.

Por otra parte, la mayor parte los analistas destaca que los pasos adelante que ya han dado países como los Emiratos Árabes Unidos, Bahréin o Sudán —o de los que podrían darlos en un futuro inmediato como, por ejemplo, Marruecos— no habrían avanzado en sus propios acuerdos sin la anuencia tácita y probablemente expresa de Arabia Saudí.

Los palestinos, como siempre, en contra

Las reacciones al viaje, el primero de un alto cargo israelí a Arabia Saudí no han tardado en llegar. En declaraciones al Jerusalem Post, el portavoz de la organización terrorista Hamás, que controla la Franja de Gaza, Sami Abu Zuhri, ha tildado de "peligroso" el encuentro y ha pedido a los saudíes que "aclaren qué ocurrió, porque esto representa un insulto a la nación y el derroche de los derechos palestinos".

Ya antes de esto tanto los líderes de Hamás como los de la ANP que controla Cisjordania se han mostrado radicalmente en contra de los acuerdos de Israel con otros países árabes, mientras ellos se han negado en varias ocasiones ya no a firmar una paz sino siquiera a sentarse a la mesa de negociación con Israel, la última vez tras la presentación a principios de año del plan de paz de Trump para la región.

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios