Menú

Mueren cinco soldados turcos en dos ataques de terroristas kurdos del PKK

Cinco soldados turcos han muerto y otros dos han resultado heridos en dos ataques lanzados por terroristas kurdos en la provincia de Hakkari, situada en el sureste de Turquía. El primer ataque se produjo el pasado viernes contra una base militar de la ciudad de Findik. Allí, la unidad militar responsable de la seguridad del cuartel fue atacada con explosivos que fueron activados a distancia. El segundo ataque se produjo en una comisaría de la localidad de Koprulu. Tras el ataque, las fuerzas de seguridad comenzaron una amplia operación contra los terroristas del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), supuestos responsables del ataque.

0
L D (EFE) Según informó este sábado la agencia semi-oficial Anatolia, el primer ataque se produjo este pasado viernes contra la base militar de Findik, en la zona de Guclukonak, situada en la región de Hakkari. Según la fuente, la unidad militar responsable de la seguridad del cuartel fue atacada con explosivos que fueron activados a distancia.
 
En el ataque perdieron la vida dos oficiales turcos y un tercero falleció horas mas tarde a consecuencia de las heridas en el hospital militar de Diyarkabir, donde había sido ingresado. Tras el ataque, las fuerzas de seguridad comenzaron una amplia operación contra los terroristas del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), supuestos responsables del ataque.
 
En otro incidente, dos soldados turcos murieron y otros dos resultaron heridos en un enfrentamiento contra un grupo de terroristas del PKK que preparaban un ataque contra la comisaría de Koprulu, en Cukurka, también en Hakkari.
 
Las provincias del sureste turco, cuyos habitantes son en su mayoría kurdos, son escenario de frecuentes ataques contra las fuerzas de seguridad turcas, que las autoridades atribuyen a tderroristas del PKK. Este grupo empezó a matar en 1984 para exigir la autodeterminación de los cerca de doce millones del Kurdistán turco.
 
Más de 35.000 personas perdieron la vida en la guerra no declarada entre terroristas del PKK y las fuerzas de seguridad hasta que en 1999 el líder de esta organización, Abdulá Ocalan, fue apresado por los turcos y la organización declaró una tregua. En 2004, los enfrentamientos se reanudaron y se intensificaron el año pasado en el sureste del país entre las fuerzas turcas y terroristas kurdos que, según las autoridades, tienen bases en el Kurdistán iraquí.

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD