Menú

Alguien habló de Tafalla

Hace falta tener poco conocimiento de lo que pasa en Tafalla para afirmar que UPN mantiene alguna connivencia con Bildu en esa localidad.

Carlos Salvador
1

De entre las muchas localidades de Navarra y el Paí­s Vasco en las que aún se libra una sorda pero vital batalla entre democracia y dictadura entre libertad y sumisión, Tafalla es una de las más emblemáticas.

Gobernada, con inmenso sacrificio, por la buena gente de UPN a lo largo de los últimos 20 años, siempre ha estado marcada por la fuerte influencia de lo peor, lo más duro, del abertzalismo radical vasco. Algunos de los más abyectos e influyentes ejemplares de la fauna filoetarra han tenido allí su madriguera: desde Floren Aoiz o Adolfo Araiz, ambos miembros de la Mesa Nacional de Herri Batasuna; Jose Mari Esparza (el historiador de ETA); pasando por el menguante Maiorga Ramírez de EA; hasta la etarra Inés del Rí­o -probablemente la mayor asesina viva de nuestro paí­s- que tiene allí­ también su residencia.

Ocurre que, en estos días, algunos han querido justificar el disparatado anuncio de una moción de censura del PSN para "echar" del poder a Yolanda Barcina, con la burda excusa de que UPN también pacta con Bildu entre otras localidades, en Tafalla.

Hace falta tener poco conocimiento de lo que pasa en Tafalla o muy mala leche para llegar a afirmar públicamente que UPN mantiene alguna connivencia con Bildu en esa localidad (tan querida para mí­)

Para los militantes de mi partido en esa localidad, desde Cristina Sota -la actual y brava Alcaldesa- hasta el más novel de nuestros afiliados, significarse en política con la sigla de UPN sigue resultando una actividad de riesgo al tener enfrente a uno de los grupos más organizados, activos y violentos de toda la izquierda abertzale.

El Ayuntamiento cuenta con 7 Concejales de UPN; 6 de Bildu; 3 del PSN; 1 de IT (Iniciativa por Tafalla, una escisión de IU). Con este reparto, salta a la vista la dificultad para llegar a acuerdos municipales. A la que cabrí­a añadir una multitud de factores que hacen de Tafalla un pequeño manicomio político. A saber:

La Secretaria municipal inició esta legislatura siendo la líder del PSN local (fue la Secretaria del Comité Local en Tafalla). Una mujer que lo mismo asesora en el Pleno a la Alcaldesa sobre la legalidad de los asuntos del Orden del Dí­a, que dirige la actividad polí­tica del grupo socialista local -por cierto (des)encabezado por un sobrino de Carlos Solchaga-, como lidera en su partido un sector crí­tico frente al actual Secretario General del PSN (al que por cierto negó su apoyo para pactar con UPN la grossen Koalition de 2011)

Si a este disparate unimos la eliminación -por absorción- del nacionalismo vasco más moderado, la gestión municipal se convierte, pueden imaginárselo, en un auténtico calvario. Y el sillón de la Alcaldía en una verdadera silla eléctrica.

Conozco Tafalla y conozco el ví­a crucis diario al que la oposición somete a la Alcaldesa. He conocido el odio de los violentos en esa ciudad; podría describir la sensación de persecución que se padece cuando allí uno dice que es de UPN y puedo asegurar que afirmar que UPN y Bildu hacen "manitas", más que una falsedad es una infamia. La única verdad en Tafalla y en el resto de Navarra es que Bildu (con la sonrisa cómplice de los geroabais) nos sigue queriendo eliminar... políticamente, como demostraron sus cachorros el pasado sábado con motivo de la reunión interna de los cargos de UPN. Veremos.

El famoso apoyo de Bildu a los Presupuestos de UPN en Tafalla, que no fue tal, tiene una fácil explicación. UPN convocó numerosas reuniones de la Comisión de Cuentas, órgano en el que se estudia yd ebate la propuesta que finalmente debería ser dictaminada para su aprobación en el Pleno. En la última reunión de la citada comisión, TODOS los grupos de la oposición, por tanto Bildu, IT y PSN, SE ABSTUVIERON en la votación del dictamen que finalmente, con el único voto favorable de UPN, fue elevado al Pleno. En el Pleno era previsible que los grupos reprodujeran el mismo sentido de voto. Pero no fue así. En la sesión plenaria, el PSN cambió su voto, se descolgó con un NO, cosa que no hicieron los restantes grupos, Bildu e IT que mantuvieron la abstención. Así de simple.

Se dice que "en política, el que se explica... pierde". En estos días hemos podido comprobar, una vez más, que la frase es muy acertada. Cuando un infundo o una mentira o una media verdad se expanden a los cuatro vientos por políticos sin escrúpulos o medios de comunicación interesados en malmeter, resulta muy difícil que la verdad resplandezca.

En Navarra, y desde luego en UPN, estamos acostumbrados a pelear para que la realidad no se manipule en interés del objetivo estratégico de los fanáticos, y llevamos mucho tiempo luchando por la libertad en las peores condiciones posibles. Algunos de los nuestros han dado la vida por ello, y otros muchos, ponen en juego su integridad cada día para conseguir preservar la libertad que ingenuamente nuestros propios vecinos creen imperdible.

Admire el ejemplo que nos brindan los valientes y, en Tafalla, todavía los hay. No consiguieron doblegarles con pistolas y no lo van a conseguir con mentiras.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation