Menú

Los dos divorcios y el nuevo amor de Fernando Guillén Cuervo

Tras su divorcio de Ana Milán, Guillén Cuervo parece ahora con

Tras su divorcio de Ana Milán, Guillén Cuervo parece ahora con
Fernando Guillén Cuervo y Lupe Cartié. | Cordon Press

Fernando Guillén Cuervo es un actor formidable, por aquello del viejo refranero: "De casta le viene al galgo". Lo que se explica al pertenecer a una saga familiar de rango artístico: hijo de Fernando Guillén y Gemma Cuervo, extraordinaria pareja en teatro y televisión, y su hermana Cayetana, asimismo brillante actriz y presentadora en la pequeña pantalla.

Fue su padre, con el que ahora tiene un extraordinario parecido físico, ya fallecido, quien instó a sus tres hijos a que estudiaran una carrera. De la primogénita Natalia, nacida en 1961, nada más sabemos, salvo que no siguió la profesión de sus progenitores. Pero sí de Fernando (1963) y Cayetana (1969) que pasaron por la Facultad de Ciencias de la Información, él para cursar la rama Audiovisual y ella la de Periodismo.

Fernando vino al mundo en Barcelona, ciudad natal de sus padres. Su primera incursión profesional fue la de asistente de dirección en el madrileño teatro Bellas Artes, escenario que luego pisaría pero ya como primer actor. En televisión su "bautismo" fue en una serie de gran éxito, La saga de los Rius, protagonizada por su padre, donde precisamente su hijo lo era asimismo en la ficción de esa novela llevada a la televisión, ambientada en la Barcelona del siglo XIX, en pleno desarrollo industrial y también entre conflictos de empresarios y obreros y el estallido de una histórica Semana Trágica.

Padre e hijo coincidieron después en dos películas: La ley del deseo y El amante bilingüe. Con su madre, Gemma Cuervo, que continúa en activo a punto de cumplir 90 años, no ha trabajado nunca. Pero sí con su hermana Cayetana, al menos en una serie, Segunda enseñanza.

Fernando no sólo es actor, también director, y escritor de guiones. Ahora está preparando una comedia musical de su autoría, que llevará como título Cuando tú no estés, que nos lleva a recordar una canción de Raphael, de parecidísimo nombre, Cuando tú no estás. En ella es probable que intervenga el único hijo de Fernando, llamado Manuel, que es fruto de su primera boda con la actriz Elena González.

fernando-guillen-3.jpg
Con Ana Milán | Archivo

Aquella unión se produjo en 1996. Después de once años de convivencia decidieron separarse. Tras su divorcio, Fernando Guiillén Cuervo tuvo relaciones con una periodista llamada Beatriz. Y al romper con ella es cuando representando la obra teatral Wilt entabló amores con su compañera de reparto, Ana Milán. Se casarían en el estado norteamericano de Florida el 23 de julio de 2014. Ambos arrastraban un anterior fracaso sentimental él y varios ella, que había estado ya casada desde 2007 con el actor Paco Morales con quien tuvo un hijo, Marco. Después estuvo a punto de celebrar un nuevo enlace con el jugador internacional de baloncesto y del Real Madrid, Juan Antonio Corbalán, pero se arrepintieron muy poco antes de su anunciada boda en otoño de 2008. Después, Ana Milán se unió en un breve periodo con el realizador de televisión Jorge Juan Pérez, celebrando sus esponsales en el verano de 2011. Duraron juntos un año. Se casó muy enamorada de Fernando Guillén Cuervo, ella entonces con cuarenta y dos años. Habían empezado a salir en 2012, formalizando su relación en 2014. Apenas un par de años después, Fernando la dejó, lo que la llevó a un estado depresivo. Declaró estar completamente destrozada, en tanto Fernando acusó ese nuevo fracaso matrimonial perdiendo unos quilos de peso.

Fernando se centró en sus variados trabajos. Gozó de bastante popularidad en una serie acerca del semanario de sucesos El Caso. Nunca abandonó sus producciones teatrales. Es un actor estudioso, que suele abordar proyectos interesantes, obras de categoría nada frívolas. Tiene en mente llevar a la televisión una historia sobre el reinado de Felipe II. Con su hijo Manuel está muy cercano últimamente, aconsejándolo y urdiendo futuros trabajos en común. Es algo así como le ocurrió al propio Fernando Guillén Cuervo, que vivió junto a sus padres, de niño y adolescente acompañándolos en sus giras teatrales.

Fernando es de trato agradable. Recibió una esmerada educación de sus progenitores y tanto como sus hermanas siempre demuestran esas enseñanzas. Correctos, nada divos, respetuosos con todo el mundo. Ha trabajado Fernando más en el teatro y televisión que en el cine, pero en la gran pantalla puede sentirse favorecido al haber rodado al lado de Daniel Craig en la película Quantum of Solace en 2008, una secuela de las aventuras de James Bond. Entre sus aficiones se cuenta el esquí y el buceo. Esta última práctica le surgió estando de trabajo en La Habana.

Acerca de su actual vida íntima: la comparte con la actriz Lupe Cartié, con la que lleva sentimentalmente unido desde hace poco más de un año. Ella ha tomado parte en películas destacadas, como Julieta, Palmeras en la nieve y Alguien tiene que morir. Pero Fernando no se ha pronunciado todavía si va a reincidir en un tercer matrimonio. Con la fallida experiencia de los dos anteriores, puede que se lo piense, sin prisas.

Temas

En Chic

    0
    comentarios