Menú

La intermediación del multimillonario Ferit Sahenk, propietario de Dogus, en el fichaje de Wanamaker por el Fenerbahce

La llegada de Wanamaker al Fenerbahce no es un fichaje convencional. El estadounidense está cedido por Darussafaka, rival directo.

0
La intermediación del multimillonario Ferit Sahenk, propietario de Dogus, en el fichaje de Wanamaker por el Fenerbahce
Wanamaker, con el balón ante Luka Doncic, en un Real Madrid-Darussafaka de la pasada temporada. | Cordon Press

El fichaje de Brad Wanamaker por el Fenerbahce de Zeljko Obradovic ha sido, sin duda, uno de los movimientos más destacados del mercado baloncestístico europeo. El estadounidense de 28 años, jugador de explosión tardía, para muchos es ya considerado uno de los mejores bases que hay en la actualidad en el Viejo Continente, por lo que su incorporación al vigente campeón europeo supone un aldabonazo más a las opciones de los otomanos de reeditar título.

Sin embargo, la llegada de Wanamaker al Fenerbahce no ha sido, precisamente, un fichaje al uso. El base de Filadelfia, tras destacar sobremanera en el Brose alemán, firmó en 2016 por dos temporadas con el Darussafaka, entidad centenaria pero sin demasiado éxito deportivo en el pasado cercano, y que fruto de la inversión del holding turco Dogus, se convirtió en uno de los proyectos más pujantes de Europa. No en vano, fue capaz de sentar en su banquillo al laureado David Blatt, y de lograr una plaza en la flamante nueva Euroliga de 16 equipos, que se estrenaba hace un año. La figura clave en el crecimiento explosivo del club verdinegro no fue otra que el magnate Ferit Sahenk, considerada la persona más rica de Turquía y mandamás de Dogus, una de las tres compañías privadas más potentes de la pujante economía turca, con intereses en el mundo del turismo, la construcción, la banca, o la automoción. Más allá de la opulencia del multimillonario Sahenk, su aspecto más interesante es que, el dueño del Darussafaka, es un reconocido seguidor del… Fenerbahce.

Vayan atando cabos. Ferit Sahenk nunca ha ocultado su pasión por el club amarillo y azul, del que es abonado, pese a dirigir los destinos de un rival directo, como el Darussafaka. Incluso se dejó ver por el vestuario de los de Zeljko Obradovic tras la doble victoria de los verdes ante el Fenerbahce en la pasada Euroliga. Los de Blatt vencieron por 64-71 en el Fenerbahce Ulker Sports Arena, y por 72-65 en el Volkswagen Arena, sede del Darussafaka. Tras esos encuentros, Sahenk bajó al vestuario rival y pronunció en ambas ocasiones la misma frase, consciente de la dificultad de reinar en Europa con su joven proyecto: "Hoy os hemos ganado, pero yo quiero ganar la Euroliga con vosotros". Los deseos del abonado más poderoso del Fenerbahce, resultarían cumplidos unas semanas más, cuando Zeljko Obradovic ganó su novena Copa de Europa en el banquillo otomano.

Ferit-Sahenk-dogus.jpg
Ferit Sahenk, propietario del holding turco Dogus, durante una sesión del Foro Económico Mundial, en 2012. | Cordon Press

Así se llegaría a la postemporada en Europa, con Brad Wanamaker con contrato en vigor en el Darussafaka, pero buscando una salida habida cuenta de que en la temporada 2017/18 no podría jugar Euroliga con el equipo que posee sus derechos. ¿La solución? Fácil para Ferit Sahenk. Tras varias semanas de dimes y diretes varios, se confirmaba la cesión de Wanamaker al Fenerbahce por una temporada, con lo que el equipo propiedad del magnate turco reforzaba a un rival más que directo en la liga turca, en un movimiento francamente inhabitual en el baloncesto europeo. Eso sí, el Fenerbahce ofreció tres temporadas de contrato a su flamante fichaje, rechazadas tajantemente por el jugador formado en la Universidad de Pittsburgh, que quiso dejar la puerta abierta a un posible salto a la NBA cuando termine su contrato en Turquía.

Por cierto, la historia aún tiene un giro más para los que quieran pensar mal. El patrocinador principal del Fenerbahce en la temporada 2017/18 es… Dogus. Y en el acto de presentación del acuerdo, Sahenk no pudo ser más sincero: "estoy muy feliz. Este día me hace recordar a cuando tenía que esperar tres o cuatro horas para ver al Fenerbahce jugar en el Mithat Pasa (nombre del Inonu Stadium, sede de la selección futbolera del `Fener´ entre 1952 y 1973)". Así es el deporte moderno.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios