Menú

Godín, el 'Faraón' del Atlético de Madrid

El internacional uruguayo ha celebrado con la afición sus seis años en el Atlético. En LD analizamos sus números como rojiblanco.

1
Godín, el 'Faraón' del Atlético de Madrid
Godín celebra el gol que valió una Liga. | Cordon Press

Diego Godín ha cumplido seis años como rojiblanco y no ha querido dejar pasar la oportunidad de recordar su particular aniversario con un vídeo dedicado a los aficionados del Atlético de Madrid.

Aprovechando el ‘sextete’ de Godín con el Atlético, Libertad Digital ha analizado la importancia y los números de un jugador que es el eje fundamental y principal de una de las mejores defensas del mundo.

Inicios complicados

El Atlético de Madrid firmó a Diego Godín por una cifra cercana a los diez millones de euros. El central uruguayo había estado tres temporadas en el Villarreal y sus características llamaron la atención de un Atlético huérfano de un defensor de garantías. Desde el año 2002, cuando el Calderón regresó a Primera División, por el Manzanares habían pasado once centrales y ninguno de ellos terminó de convencer a la afición.

Los inicios para Godín no fueron sencillos ya que en su primera temporada, la 2010/2011, el Atlético no logró mantener la senda del éxito que generó la consecución una temporada antes de la Europa League. Es cierto que nada más llegar jugó de titular y ganó la Supercopa de Europa ante el Inter, pero el desmantelamiento progresivo del proyecto liderado por Quique Sánchez Flores afectó al uruguayo.

Pese al mal papel del equipo, que no logró clasificarse entre los seis primeros de la tabla, Godín, ganador de la Copa América ese verano con Uruguay, fue un fijo en la zaga siendo titular en los 30 partidos que disputó entre todas las competiciones. Marcó dos goles y jugó un total de 2649 minutos. Vio una roja.

El efecto Simeone

Si en su primera temporada Godín compensaría el mal papel del equipo con la Supercopa de Europa, en su segundo curso lograría otro entorchado continental más para el palmarés rojiblanco. Todo gracias a la llegada de Simeone. El argentino aterrizó en el Calderón para sustituir a Gregorio Manzano y de su mano, el Atlético conquistó su segunda Europa League con el famoso partido ante el Athletic en Bucarest (3-0).

Esa temporada, las pocas dudas que giraban en torno a la fiabilidad de Godín desaparecieron formando una zaga muy sólida junto a Miranda, Juanfran y Filipe Luis. Courtois completaba esa defensa bajo palos.

Godín jugó 41 partidos siendo titular en 40. Firmó tres goles, acumuló 3515 minutos y fue expulsado en un derbi ante el Real Madrid que el Atlético perdió por 4-1. Con Simeone nunca ha abandonado su puesto fijo en la zaga salvo lesión o expulsión.

Confirmación con títulos

En la temporada 2011/2012, Godín convenció a la afición del Atlético, pero un año después terminaría de ganarse el corazón de los rojiblancos con un curso memorable. En esa ocasión sólo marcó un gol y también sería expulsado en dos oportunidades, pero en su mochila se embolsó un par de títulos más en 2012.

El Atlético de Madrid, gracias en gran medida a la fiabilidad de su defensa, volvió a dar un recital en la Supercopa de Europa ganando por 4-1 al Chelsea y tocó la gloria en mayo de 2013 rompiendo su maldición de 13 años ante el Real Madrid ganándole la Copa del Rey en el mismísimo Santiago Bernabéu.

Godín fue vital en los partidos más importantes del club y mantuvo su regularidad en los 42 encuentros que disputó. Todo lo que jugó lo hizo como titular en un total de 3730 minutos.

Gol para la historia

El papel de Godín había sido fundamental para la conquista de cinco títulos rojiblancos, pero aún faltaba la guinda a su trayectoria como atlético. Su mejor momento como colchonero llegaría un 17 de mayo de 2014 en el Camp Nou. Allí, Godín marcó de cabeza el 1-1 ante el Barcelona que le dio al Atlético su décima Liga. Su cabezazo le hizo entrar de lleno en la historia del club madrileño.

Esa misma temporada, el gol de Sergio Ramos en el minuto 93 de la final de la Champions de Lisboa evitaría otro tanto legendario ya que Godín fue el autor del 0-1 para el Atlético en el estadio de Da Luz. En el mejor curso de la historia de los rojiblancos, el ‘Faraón’ disputó 51 partidos en los que siempre fue titular, anotó ocho goles y sumó 4620 minutos en todo el año.

Buscando el premio de la Champions

Si algo se le ha escapado al Atlético y a Godín en los últimos años es la Champions. Dos finales perdidas ante el Real Madrid, Lisboa y Milán, aún son difíciles de asimilar para un equipo y un jugador que han sumado juntos seis títulos. El último tuvo lugar en el verano de 2014 con la Supercopa de España, que se adjudicaron ante su verdugo en Lisboa.

En la temporada 2014/2015, la salida de hombres vitales como Diego Costa, Filipe o Courtois hizo reinventarse al Atlético con Griezmann, Mandzukic y compañía, pero no se pudo repetir la participación del curso anterior. En cuartos de Champions, el Real Madrid volvió a ser el muro que se interpuso en el camino del Atlético. Godín mantuvo su regularidad con 48 de 48 en el apartado de partidos jugados como titular para firmar cuatro goles en 4320 minutos.

Unos meses después, ya sin Miranda a su lado y en la temporada 2015/2016, el charrúa compartió su posición en la zaga con Giménez y en menores oportunidades con Savic. 46 partidos, un gol y una roja en 4030 minutos fueron sus números. Todo ello rozando la Liga y la Champions en la recta final de un curso en el que tuvo algún que otro problema de lesiones.

Los números en partidos oficiales de Godín dan buena cuenta de la importancia del uruguayo para el Atlético de Madrid: 258 partidos, 19 goles, 22.864 minutos y 5 rojas. En su palmarés lucen una Liga, una Copa del Rey, dos Supercopas de Europa, una de España y una Europa League.

Godín ha prometido “más años” como rojiblanco. Su afición, que se echó a temblar el verano pasado con la tentadora oferta del Manchester City que finalmente fue rechazada, espera que el uruguayo, uno de sus capitanes, cumpla su promesa.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios