Pedro Solbes, ministro de Economía y Hacienda.
print
SOLBES: "UN MAL DATO, SIN PALIATIVOS"

El fuerte repunte de la inflación en octubre coge desprevenido al Gobierno

El vicepresidente económico vuelve a distanciarse de la visión triunfalista de Zapatero y sus ministros. Si el lunes, Solbes reconocía que el Ejecutivo podría reducir su previsión de crecimiento para 2008, este martes ha admitido que el fuerte repunte de la inflación -9 décimas hasta el 3,6 por ciento en octubre- le ha cogido desprevenido. Ha reconocido que no lo esperaba y lo ha calificado como "un mal dato, sin paliativos". También ha dado su opinión sobre el anuncio de Zapatero de subir el Salario Mínimo Interprofesional hasta 800 euros en la próxima legislatura. "Si afecta al empleo", dice Solbes, "haremos un mal negocio".

Noticia publicada el 30-10-2007

LD (EFE) El vicepresidente segundo y ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes, ha reconocido que el dato de inflación dado a conocer este martes para el mes de octubre es un "mal dato, sin paliativos". La inflación interanual ha aumentado nueve décimas en octubre, hasta el 3.6 por ciento.

Según el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA), difundido por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la inflación interanual española aumentó nueve décimas en octubre hasta el 3,6 por ciento. Solbes, que participó en un almuerzo informativo organizado por KPMG y Europa Press, ha reconocido que "no nos lo esperábamos (el dato), porque pensábamos que iba a ser inferior".

Tras estas declaraciones, Solbes ha tratado de matizar que, en cualquier caso, para analizar la importancia del dato habría que tener en cuenta dos datos: el diferencial de inflación con la Unión Europea y la evolución de la inflación subyacente.
 
En este sentido, le han preguntado al ministro por el coste que tendrá para las pensiones esa subida del IPC en 2008. Solbes ha eludido cifrarlo, aunque ha dicho que ya está pensado que va a haber un gasto adicional, sobre el dos por ciento de la inflación prevista, que deberá ser compensado.
 
Solbes advierte de que se hará "mal negocio" si la subida del SMI afecta al empleo
 
Pero las malas noticias de Solbes no se han quedado en la inflación. Después de que el presidente del Gobierno haya anunciado a bombo y platillo su intención de elevar el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) hasta los 800 euros en la próxima legislatura, Solbes le ha amargado el dulce a Zapatero cuestionando la efectividad de la medida. Según Solbes, se hará un "mal negocio" si la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) a 800 euros en la próxima legislatura afecta al empleo.

El vicepresidente ha dicho que en una economía "rica" como la española la evolución "lógica" es reflejarla en la evolución del salario mínimo. Esto significa, precisó, que "tenemos que hacer todos los esfuerzos que económicamente podamos poner en marcha para mejorar" esa renta salarial. No obstante, ha recordado que no es "partidario", en general, de compromisos a "muy largo plazo" en un contexto en el que hay "incertidumbre" económica.

Por eso, ha matizado, los objetivos de elevación del SMI hay que considerarlos como "potenciales", lo que se traduce en que "se pueden cumplir en la medida en que no afecten al empleo".

"Si al final elevamos el SMI y tiene impacto negativo sobre el empleo, hacemos un mal negocio", advirtió el ministro. Preguntado si eso es posible, respondió que depende "mucho" del contexto económico en que se produzca, "pero estoy seguro de que es un elemento que se tendrá en consecuencia".
 
Preparados para un aumento de desempleo
 
Precisamente, sobre la posibilidad de que aumente el paro, Solbes ha dicho que España "nunca ha estado como ahora" para afrontar una situación de desempleo. En su opinión, nuestro país cuenta con "potentes" sistemas de protección social, entre los que destacó los seguros y subsidios por desempleo, he incluso ha llegado a decir que gozamos de una situación financiera "como nunca". Con respecto al paro en la inmigración, Solbes dijo que en el caso de los inmigrantes legales éstos tienen los mimos derechos que los españoles a recibir el subsidio por desempleo, mientras que en el caso de los ilegales "es mucho más complejo y difícil de resolver, porque evidentemente tampoco tienen empleo". En el caso de que la economía crezca por debajo del 3 por ciento, Solbes manifestó que "sin duda" puede tener efecto sobre el empleo, "pero no necesariamente sobre el paro".

Según solbes, España no creaba "históricamente" empleo si no crecía por encima del tres por ciento, pero las reformas laborales han propiciado que se empiece a hacerlo con crecimientos por encima del 2 por ciento. La reducción del paro, añadió, es consecuencia de cómo evoluciona la población activa y la tasa de actividad. Así, explicó, aunque mucha gente encuentre trabajo, si hay más que se queda fuera del mercado laboral y además hay inmigración legal, "lógicamente" se puede tener incluso más paro, aunque también aumente el empleo.
 
El Euribor ahora sí que ha tocado techo
 
Además, el ministro ha insistido en que el Euribor "ha tocado techo en estos momentos", y ha opinado que "más bien la sensación es que hay algunas posibilidades de que pueda bajar". "Este mes es el primer mes en que (el Euribor) está por debajo del anterior desde hace bastante tiempo. No hay mas que ver las expectativas sobre el Euribor de hace unos meses y ahora", dijo el también ministro de Economía y Hacienda.
"La utilización de la reducción de tipos de interés para resolver el problema de la liquidez no es la buena opción: en Europa tenemos la ventaja de la posibilidad del recurso a la liquidez adicional por parte del sistema financiero", ha dicho el ministro.
 
No cree que los socavones de Barcelona haya que imputarlos al Gobierno
 
Sobre la polémica por los socavones en Barcelona, Solbes ha descartado que las incidencias que se han producido vayan a tener un coste electoral para el PSOE. En su intervención se ha mostrado convencido de que Cataluña va a poder valorar el esfuerzo que ha hecho el Gobierno para solucionar la situación, pero "a partir de allí cada uno votará a lo que estime conveniente".

En su opinión, los socavones es algo que a veces se produce en las obras y añadió que este tipo de incidencias surge en obras complejas y difíciles, por lo tanto "no es algo que se debe imputar al Gobierno". A su juicio, en una situación de este tipo hay que hacer todo el esfuerzo para resolver los problemas en la mejor forma posible y más eficiente, lo que quiere decir "garantizar la seguridad a los ciudadanos e intentar hacerlo todo lo rápido que las condiciones técnicas permitan, pero no más rápido que eso".



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados