Menú

Florentino Pérez demandará a José María García

La mala relación entre el presidente del Real Madrid y el periodista se remonta al año 2000 cuando Pérez anunció que ficharía a Luis Figo.

0

Tal día como hoy, 22 de febrero, pero de 2007, Libertad Digital lleva en su portada la decisión del presidente del Real Madrid: "Florentino Pérez demandará a José María García por acusarle de instigar la censura de TVE".

Todo comenzó cuando el ente público decidió no emitir la entrevista que Jesús Quintero, conocido como "loco de la colina", hizo al periodista José María García después de haberla anunciado ese mismo día y los anteriores a la emisión de la misma. TVE justificó esta decisión alegando que García había insultado a terceros y no había emitido opiniones.

El periodista deportivo no tardó en convocar una rueda de prensa para denunciar la censura de TVE: "Franco no ha resucitado pero existe, al menos conmigo, la censura". Retó a la cadena de televisión a emitirla "a ver si insulta o no". García aseguró que "podrían haber dicho que no les gustaba, que era demasiado larga, que soy feo, bajo o calvo, pero lo que no podían decir es que he insultado. Es mentira que haya habido insultos, pero aún en el supuesto que los haya habido, quien debe determinarlo son los tribunales de Justicia".

José María García añadió que para él la censura de TVE es "absolutamente inexplicable", pero que, "en un porcentaje alto", responsabilizó de esta decisión a Florentino Pérez: "Si no ha sido Florentino Pérez, no me cabe otra explicación".

Esa fue la razón que llevó al presidente de ACS a pedir a sus abogados que interpongan una demanda judicial tras decir "con toda rotundidad" que "estas afirmaciones son una mentira absoluta".

Las relaciones entre Florentino Pérez y José María García no han sido muy buenas. Siete años antes, el presidente del Real Madrid prometió fichar al jugador del Barcelona, Luis Figo. El periodista negó en su programa que ese fichaje se fuera a llevar a cabo. También acusó a Pérez de ser "un delincuente urbanístico, un gángster que no conoce la amistad y un hombre de dudosa reputación".

Para ver la polémica más reciente hay que remontarse a abril de 2011 cuando, en una entrevista de Pedro J. Ramírez y Eduardo Inda, dijo que Florentino Pérez es "el presidente más corrupto del fútbol español de los últimos 40 años". García también le acusó de ser "una mala persona" y que el club que preside es "una casa de putas, pero sin putas".

Florentino Pérez también ha tenido que salir a la palestra para desmentir otras informaciones periodísticas. Fue el 16 de marzo de 2005 cuando convocó por sorpresa a los medios de comunicación para mostrar su respaldo total al entrenador y jugadores. Salió al paso de la información del diario AS que bajo el Título "Mercamadrid" lanzaba duras críticas a Beckham y Ronaldo por dedicar el "lunes de los dolores" tras la eliminación por parte de la Juventus a citas publicitarias.

El presidente blanco dijo que "no me parece correcto que un jugador como Ronaldo, que el club le pide que vaya a un acto de Siemens, sacarle como si estuviera de cachondeo en un acto frívolo. Estaba haciendo un trabajo para el Real Madrid". Según Florentino Pérez, "respetamos las críticas pero cuando estas toman una forma peligrosa que ataca al Real Madrid tengo que salir en rueda de prensa".

La última vez, hasta el momento, que se ha visto al presidente del Real Madrid ante los medios de comunicación fue el pasado 24 de enero cuando compareció para desmentir la información publicada por el diario Marca, según la cual los capitanes Iker Casillas y Sergio Ramos comunicaron a Florentino Pérez y al director general, José Ángel Sánchez, que "o se va Mourinho en junio o se irán jugadores importantes" porque no soportarían más al entrenador.

El presidente del Madrid rompió su norma de no hablar y fue tajante: "No es cierto lo que se ha contado". Aseguró que "es rotundamente falso que en la comida con los capitanes se plantease ningún tipo de ultimátum respecto al entrenador ni nada que se le parezca". También tuvo palabras para atacar al diario deportivo pero sin nombrarlo: "Creo que hay límites éticos que tienen que ser respetados incluso para los que no compartan nuestro proyecto. A ninguno de los que estuvimos en esa reunión, y así me lo han confirmado Ramos y Casillas, nos han llamado para contrastar la información". Advirtió que "recurrir a la mentira no me parece ético. Esto ha pasado en muchas ocasiones y hoy será la última vez".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios