Menú

José Rosiñol: "Era necesaria una respuesta transversal al nacionalismo"

Rosiñol explica la génesis de la plataforma que está llevando la voz cantante contra la consulta secesionista.

13

Un director de ventas como José Rosiñol tiene a su espalda multitud de cafés como el que compartimos en un conocido centro comercial de Madrid a primera hora de una calurosa tarde. Aunque en esa ocasión se quite el traje de profesional para enfundarse el de ciudadano. Y como tal es uno de los tres vicepresidentes de Societat Civil Catalana, la plataforma que pelea por que se visualice, dentro y fuera de Cataluña, que el nacionalismo no es hegemónico o que, al menos, muchos no quieren transitar el camino de la independencia abierto por Artur Mas y sus socios.

Dado que su plataforma reivindica la sociedad civil me parece interesante preguntarle primero por su papel en ella. Por su biografia.

Hablar de uno mismo siempre incomoda, pero mi vida no ha sido sencilla. He tenido que trabajar desde muy joven, soy lo que se llama [esboza media sonrisa] un "hombre hecho a sí mismo". Fui de los primeros profesionales, o semiprofesionales, del Ejército en 1988. Se me propuso hacer carrera militar pero no opté por ello por una serie de circunstancias. Mi vida profesional siempre se ha decantado por el mundo de la venta, empezando desde abajo como vendedor hasta llegar a directivo de empresas. Nunca he militado en un partido, ni siquiera en una asociación, con SCC es mi primera vez. Creo que la situación tiene la suficiente gravedad y urgencia como para que uno se quede en casa sin hacer nada.

Una situación de emergencia en la que se está comentando mucho la fractura social en Cataluña. Se habla de familias divididas por la agenda independentista de Artur Mas. No sé hasta qué punto es cierto y si usted lo ha vivido en su propia familia.

Toda mi familia cercana es de mi cuerda. Por otro lado tengo primos de un estrato social muy parecido al mío, es decir: castellanoparlantes bilingües que han optado por el independentismo, eso ha sido una labor de zapa que se ha llevado a cabo durante muchos años por parte del nacionalismo.

SCC es una plataforma transversal.

Eso era muy importante, representar la pluralidad de la sociedad civil catalana. Aquí hay gente de distintas sensibilidades políticas.

LD | David Alonso Rincón.

Lo que ocurre es que eso puede llevar a diferencias insalvables. Estoy pensando en el PSC, de donde proviene otro de los vicepresidentes, el prestigioso historiador Joaquim Coll, hombre cercano a Pere Navarro. La defensa que los socialistas catalanes hacen del llamado derecho a decidir, que en última instancia llevaría a algo no muy distinto a la consulta que proponen los nacionalistas ¿no es un escollo demasiado grande?

Nosotros creemos que la consulta no nos conviene, pero desde varios puntos de vista. Primero porque es innecesaria, pero también por la profundización de la fractura social de la que hablábamos antes.

Siempre que se habla de asociaciones un punto delicado es la financiación.

Nosotros nos financiamos con las aportaciones de los socios.

¿Es suficiente?

Vamos subsistiendo. Desde aquí hago un llamamiento a todos los españoles que puedan colaborar, incluido naturalmente los de fuera de Cataluña.

¿SCC nace como respuesta a la Asamblea Nacional Catalana?

No. Por desgracia el entramado nacionalista abarca mucho más que ese colectivo.

¿La función crea el órgano? Me explico: fue primero la ANC y Artur Mas se subió al carro o es un colectivo creado a mayor gloria del presidente de la Generalidad.

SCC es una ética de mínimos: imperio de la Ley, estado de derecho y democracia, además de la unión en la diversidad. No eludo la pregunta, pero respondo a título personal. Muchas veces parece que la ANC marca la ruta de un Gobierno legalmente elegido como el de Artur Mas. Se está generando una deriva hacia una democracia participativa inducida, y eso me preocupa mucho. El principio de representación es básico para el progreso y la mejora de la salud democrática. Las manifestaciones legítimas no pueden sustituir la legitimidad de un voto.

¿Parará Artur Mas al borde del precipicio?

No lo sé, sinceramente.

Hay gente que sostiene que no es Lluís Companys, que no se subirá al balcón a proclamar la independencia.

Son futuribles. Pero la pregunta sería si es Mas únicamente el que controla el Gobierno catalán, o si sería posible este desafío sin el apoyo de ERC. Yo desconozco, como le digo, si el presidente tiene margen de maniobra para detenerse en el borde del precipicio o si será empujado por otras fuerzas más radicales.

A cinco meses del 9 de noviembre, lo que parece claro es que Mas va a llegar hasta el punto de publicar un decreto convocando la consulta secesionista. ¿Qué hacer desde ese momento?

En este proceso hay hitos, que forman parte de una tensión ambiental, pero no sabemos cuál será el episodio final. Nosotros nos pronunciaremos en contra cuando llegue esa situación que usted apunta.

LD | D.A.

En términos políticos la maniobra no parece muy distinta de la que hizo el propio Mas en 2012. Entonces pedía un concierto económico para Cataluña y ante la negativa lógica del Gobierno central se convocaron unas elecciones anticipadas con un mensaje victimista más acentuado si cabe de lo que suele serlo el nacionalista. Todos sabemos que en términos electorales el tiro le salió por la culata a CIU. ¿Ocurrirá ahora lo mismo?

Se habla de elecciones plebiscitarias, pero eso no puede ser. Es, una vez más, corromper las instituciones básicas de la democracia. Las elecciones tiene el fin que tienen. Cuando he hablado con algún convergente de cierta importancia me he dado cuenta de que ellos están más preocupados que nosotros, porque no saben como gestionar esta situación.

La evolución del escenario político catalán

¿El proceso de sucesión en el PSC va a afectar a SCC?

Creo que no, porque nosotros no somos un colectivo partidista. Hay gente de todas las ideologías. Esto no es una asociación de asociaciones.

PODEMOS, dentro de su gran éxito el 25-M, tuvo un resultado muy estimable en Cataluña. ¿De qué manera podría influir la formación de Pablo Iglesias si entrase en la política institucional catalana?

Creo que hay que tener en cuenta que no se presentaron las CUP, y ese espacio lo ocupó PODEMOS. Los primeros están muy implantados y no sería extraño que les viésemos acudir en coalición a alguna cita electoral.

¿Cómo va a reaccionar ICV ante esta irrupción?

No sé qué quieren ser de mayores. Tienen postulados de izquierda como la igualdad y la solidaridad pero defienden el nacionalismo, que es esencialista y clasista. Como gran parte de la izquierda, sufre un gran complejo ante la cuestión identitaria, tienen problemas con la palabra España o con la bandera nacional. Además están de la mano de un Gobierno como el de CIU que ha practicado grandes recortes, por ejemplo en sanidad, que han pasado desapercibidos en buena medida por la cortina de humo independentista. Algún día tendrán que hacerse mayores.

Ciudadanos ha tenido un gran éxito en las europeas con dos representantes, catalanes además, pero curiosamente con menos votos de los esperados en Cataluña y muy buenos resultados en otras comunidades como Madrid.

Creo que tampoco se puede extrapolar el resultado, porque las europeas suelen facilitar el voto de castigo. También es preocupante que lo poco que se ha hablado de Europa, que es el futuro.

Por último me gustaría testar el nivel de relación de SCC con varios estamentos. Primero los medios de comunicación.

Nos han recibido con sorpresa, con la sorpresa de que haya catalanes que opinen diferente [risas]. Estamos teniendo una buena acogida y la agradecemos. Naturalmente me refiero a los de toda España salvo Cataluña. Los medios de allí, tanto los públicos como los subvencionados, nos han recibido con indiferencia o buscando contradicciones o errores hasta el detalle en nosotros. Están fuera de juego ante una voz discordante en el relato que ellos han creado.

El Gobierno central.

Somos leales a todas las instituciones. Hemos enviado una carta solicitando audiencia al presidente de la Generalitat, al del Gobierno central y a la Casa Real.

LD | D.A.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios