Menú

Carmena vuelve a vestir a los Reyes Magos de Reyes Magos

Tras la esperpéntica cabalgata del año pasado, los Reyes Magos han recuperado en Madrid sus ropajes tradicionales con un desfile dirigido a los niños.

0
Tras la esperpéntica cabalgata del año pasado, los Reyes Magos han recuperado en Madrid sus ropajes tradicionales con un desfile dirigido a los niños.
Melchor, Gaspar y Baltasar, junto a Manuela Carmena, en el centro de Madrid | EFE

Sus majestades los Reyes Magos han recuperado durante la cabalgata de este año sus vestimentas tradicionales tras la polémica generada el pasado año al lucir extrañas túnicas con estampados florales.

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que este año ha querido llevar las riendas de los preparativos del festejo, no ha querido desvelar el secreto de cómo sería su indumentaria. Tal solo apuntó que se trataría de una oda a la elegancia y a la curiosidad. Y así lo ha cumplido con unos trajes mucho más clásicos que los de la cabalgata de 2016, que causaron cierto malestar.

En este ocasión, los ropajes de Melchor, Gaspar y Baltasar han vuelto a ser los tradicionales. Doce carrozas, una treintena de escenas y 2.000 participantes han amenizado la cabalgata. El tema de este año ha sido el de la curiosidad. En su discurso, el rey Melchor ha pedido a todos los niños que nunca pierdan la curiosidad por aprender.

"Hemos recibido todas vuestras cartas, pero tenéis que saber que el regalo mas maravilloso está ya con vosotros: la curiosidad. La curiosidad es entender a las personas que os rodean, entender el mundo. Nunca perdáis las ganas de aprender", aconsejaba Melchor a los niños.

"Pensad en esto: hacer feliz a otra persona es de las cosas más bonitas que existen", añadía Melchor antes de hacer suyo uno de los mantras más repetidos de Carmena: la empatía. "Os traemos regalos, pero también la alegría, la solidaridad y la empatía", decía el rey mago. "la empatía es saber ponerse en el lugar del otro, lo que tenemos que hacer con nuestros padres, con nuestros hermanos y también con aquellos niños y personas que no lo están pasando bien", remataba Melchor antes de pedir a los niños que se acuesten pronto para descubrir por la mañana los regalos que dejarán en sus casas.

Para cerrar el acto, y antes de los fuegos artificiales, Manuela Carmena pedía a los Reyes Magos que no se olviden de dejarle regalos a ningún niño de Madrid, porque, de lo contrario, presentarán queja al ayuntamiento.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD