Menú

La legislatura catalana arranca sumida en el caos

La incógnita sobre si votarán los fugados y los encarcelados marca la sesión constitutiva del Parlament.  

0
La legislatura catalana arranca sumida en el caos
EFE

La sesión constitutiva del Parlamento de Cataluña dejará claro este miércoles el caos en el que vive instalada la cámara desde la irrupción del proceso secesionista. En la víspera del primer pleno de la nueva legislatura autonómica, en el que se conformará la Mesa de la cámara, no se puede afirmar con claridad quién será el presidente del hemiciclo o si podrán votar de manera telemática los cinco huidos en Bélgica o los tres diputados presos en Estremera. Entre ellos, el expresidente Carles Pugdemont o el líder de ERC, Oriol Junqueras.

La situación es tan excepcional que este martes se ha producido una propuesta que en otro contexto parecería pura ciencia ficción política: el líder del PP, Xavier García Albiol, proponiendo respaldar una presidencia de los comunes, la marca en la que se integra Podemos, como mal menor ante un nuevo presidente independentista, puesto para que el sigue sonando el diputado de ERC Ernest Maragall o Roger Torrent. La propuesta de Albiol ha sido rápida y despectivamente rechazada por la líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas: "El señor Albiol no ha hecho los números bien, no sabe bien cómo va la dinámica del pleno de mañana. La única opción de poder tener un presidente constitucionalista es que sea un presidente de Ciudadanos. Porque la repetición tres veces de un empate a sesenta y cinco escaños se tiene que resolver dándole la presidencia al partido más votado". Una cuenta, la de la líder de la mayoría, que incluiría el apoyo de los ocho diputados de los comunes, algo que como ella misma reconocía, y lamentaba, no se va a producir. Aún así, los naranjas mantienen a José María Espejo-Saavedra, expresidente de este órgano, como candidato.

Silencio de los independentistas

Mientras tanto, los independentistas no muestran sus cartas. Esperan a la decisión de la Mesa del Parlament sobre fugados y encarcelados. El grupo parlamentario de Junts per Catalunya ha desacreditado el informe de los letrados asegurando incluso, según fuentes próximas, que éstos "se han extralimitado en sus funciones". No es novedad, la semana pasada Elsa Artadi avisó de que solo la Mesa puede decidir qué se adapta y que no al reglamento de la cámara y en el órgano rector confían.

Para saber si los encarcelados pueden o no votar, habrá que esperar a primera hora de este miércoles a que se decida la llamada Mesa de edad formada únicamente por diputados de ERC, Ernest Maragall, Gerard Gómez y Rut Ribas. En la formación de Oriol Junqueras ya ha venido advirtiendo que ellos iban a respetar el informe de los letrados. De ellos depende también que den el visto bueno a que los diputados electos fugados puedan delegar su voto este miércoles, otra cosa será la investidura.

Los comunes, fuera

Mientras constitucionalistas y separatistas mantienen la expectación, los únicos que han dado a conocer su postura han sido los comunes. A menos de veinticuatro horas de que se conforme la Mesa, ya la dan por perdida. Lo ha anunciado la númerodos de Xavier Domèmench, Elisenda Alamany. En una comparecencia en el Parlamente ha asegurado que dan "por concluida esa negociación. No vamos a estar en la Mesa y no vamos a a poyar ni un candidato ni otro". Por ello, los representantes de Cataluña en Comú tendrán dos posibilidades este miércoles: votar en blanco o colocar en la papeleta el nombre de un representante suyo a pesar de que este apoyo no vaya a ninguna parte.

Alamany ha añadido que los comunes querían estar en la Mesa para garantizar "la pluralidad", que "no era un capricho". Una meta a la que no se ha podido llegar porque los demás partidos se han "enrocado en la política de bloques".

Eso sí, creen que los encarcelados tendrían que poder votar y que el informe de los letrados deja abierta esta posibilidad.

Uno para el PSC

Por su parte, los socialistas catalanes aspirar a obtener mañana un puesto en la constitución de la Mesa. Según ha emitido esta mañana el líder del PSC, Miquel Iceta, considera que este órgano podría estar constituida por cuatro diputados de los partidos independentistas (Junts per Cataluña y la CUP), dos de Ciudadanos y uno del PSC.

Aunque, según el líder del PSC todavía hay dudas sobre las personas que integrarán esta Mesa, y sobretodo de quien la presidirá, "por el temor de verse forzado a hacer cosas ilegales", ha asegurado Iceta en declaraciones para Telecinco.

Además, el socialista catalán ha denunciado una falta de diálogo entre los diferentes grupos políticos que integran el Parlamento Catalán y ha pedido que no solo se dialogue con los grupos afines si no también con los contrarios por el bien de la nueva legislatura. "Aquí lo que pasa es que hay un barrera que todos deberíamos saltar que es la de hablar, no solo entre los grupos que puede haber mas afinidad, si no entre los que no hay afinidad. Lo digo, no tanto para establecer acuerdos que ahora mismo es imposible, pero si por la puesta en marcha del Parlament que requiere un esfuerzo de dialogo entre todos", decía Iceta es esa entrevista donde ha pedido además a los independentistas que acepten "sin tapujos" la legalidad y que reconozcan que "la vía ilegal no tiene futuro".

En este sentido, Iceta espera que se acate el informe emitido este lunes por los letrados del Parlamento Catalán en el que aseguran con rotundidad que no es posible hacer presidente a Carles Puigdemont de forma telemática porque la participación en la investidura tiene que ser "directa y personal" según fija el informe.

Más noticias sobre el desafí­o separatista en Cataluña en Flipboard

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios